Tratamientos para las arrugas profundas que realmente funcionan

Uno de los problemas cosméticos más abundantes, por los que la comunidad de especialistas suele recibir más quejas, lo que a su vez causa un aumento en la investigación efectiva de nuevos tratamientos, es la aparición de arrugas en la piel. Esto, sobre todo, se da en el caso de esas más pronunciadas, o de mayor profundidad, que suelen aparecen con el paso de los años, debido a diferentes deficiencias que llegan al cuerpo con la edad.

Tratamientos para las arrugas profundas que realmente funcionan

Sin embargo, muchos de estos tratamientos suelen demostrar poca eficacia, por lo que son rápidamente descartados por profesionales del área, ya que la relación entre costo y practicidad, no suele valer la pena por sus pocos resultados. Dichas posibles soluciones, aunque poco estudiadas, muchas veces son adoptadas por la comunidad, quienes tienen distintos motivos para recurrir a ellas, en busca de maneras económicas y fáciles de reducir estas marcas.

Para evitar confusiones, en especial a aquellos consumidores que esperan encontrar métodos realmente efectivos de combatir las arrugas, hablaremos ahora de esos tratamientos que, aunque a veces resultan costosos o complicados, son siempre los mejores a la hora de obtener los resultados deseados. Aun así, tampoco vamos a olvidar otras maneras de reducir arrugas de forma casera, que pese a su sencillez, no dejan de ser muy efectivos como factores cosméticos ideales.

Si estás interesado en conocer todo sobre las arrugas, te recomendamos leer Aceite de coco para las arrugas ¿Funciona?

Qué se entiende por arrugas

¿Qué se entiende por arrugas?

Para saber en qué se basan realmente estos tratamientos, lo primero es entender qué son exactamente las arrugas, ya que estas difieren de diversas líneas de expresión, cicatrices, estrías o marcas superficiales que aparecen en la piel, por razones diferentes y adversas a nuestros deseos y cuidados tópicos, que se pueden combatir tomando otras medidas que, aunque puedan ser parecidas, no funcionarán en el caso de arrugas profundas.

Estas últimas, las que ahora nos conciernen, son pequeños suecos que aparecen a lo largo de distintas zonas de la piel, donde la misma ha perdido la firmeza natural, dando como resultado una flacidez que, al no tener cabida en la superficie de la dermis, se pliega hacia dentro de la misma, por medio de la presión y la falta de proteínas, elastina y nutrientes en la piel, dando como resultado las arrugas y marcas hundidas, plegadas y flácidas al tacto.

Esto puede ocurrir por diversos factores que, como ya dijimos, se diferencian de otras marcas que ocurren ya sea por factores externos, como impurezas o heridas, así como de otros debido al movimiento de los pliegues de la piel, como es el caso de las líneas de expresión o la flacidez de zonas articulares como codos y rodillas. Esto se debe a que las arrugas más comunes aparecen por factores internos de nuestra piel, o la falta de algunas moléculas que dan firmeza y resistencia.

Arrugas consideradas profundas

Esto ya puede depender del punto de vista de cada persona, quienes ven como profundas aquellas arrugas demasiado pronunciadas, que dejan marcas en la piel aunque se la estire un poco con las manos, demostrando que su profundidad en mayor que la envergadura del tejido. Sin embargo, algunos especialistas del campo cosmético, dan medidas específicas para considerar profundas a estas marcas, con el fin de escoger el tratamiento adecuado.

Esto se debe, simplemente, a que los tratamientos más superficiales suelen no ser efectivos para tratar marcas más profundas, por lo que solo pueden reducir estas un poco; mientras que, aquellos métodos ideados para pieles más arrugadas, suelen requerir de un poco más de esfuerzo, constancia y dedicación, además que de un presupuesto mayor. Por ende, lo mejor es intentar conocer si la profundidad de las arrugas merece un método más fuerte y especializado.

Principales causas de las arrugas profundas

Principales causas de las arrugas profundas

Conocer, aunque sea por encima, las razones por las que aparecen las arrugas en la piel, puede ser un modo realmente ideal de prevenir y combatir estas marcas no deseadas, pues nos da una idea de algunas cosas que debemos hacer o evitar, así como otras acciones que debemos tener en cuenta, en el día a día de nuestra vida, sin recurrir a tratamientos o métodos directos, para evitar estos factores perjudiciales que alteran la firmeza y estructura del tejido.

Sin embargo, como veremos a continuación, la piel arrugada no es algo que, sin los tratamientos adecuados, podamos simplemente evitar en nuestro cuerpo, pues muchos de los factores que cumplen en la aparición de esta son solo naturales e inevitables. Esto no quiere decir que debamos rendirnos a vernos arrugados como pasas frente al espejo, ya que una vida sana, con las pautas adecuadas, podría causar la presencia de estas no sea tan profunda.

El paso de los años

Este es, sin duda alguna, el principal y mayormente inevitable medio por el cual aparecen estos surcos en la piel, no por nada de llaman a las arrugas las marcas de la edad, pues simplemente, entre mayor es la edad de nuestra piel, más tiende a contraer arrugas de manera natural. Esto tiene más de una explicación específica, debido a que no es un solo factor, sino principalmente un par de ellos, que causan esta aparición de manera común en el tejido.

Primero que nada, los agentes encargados de la firmeza, resistencia y elasticidad de nuestra piel, por tanto, de la prevención de las arrugas, son las moléculas llamadas colágeno y elastina, presentes en todo el tejido, además del superficial. Estos dos agentes, como muchos otros en nuestro organismo, van teniendo cada vez menos impacto mientras envejecemos, deteriorando la salud de la piel y ocasionando varios desperfectos en la misma.

El otro factor, es un poco más complicado de tratar, pues se trata de aquellas moléculas que se encuentran entre capa y capa de la piel, en este caso, entre la dermis y la epidermis, que de manera natural mantienen firme el tejido. Estas capas, al igual que las proteínas anteriores, van ganando flacidez a medida que se vuelven más finas y frágiles luego de cierta edad, lo que crea un espacio vacío que facilita el pliegue del tejido y la aparición de arrugas.

El contacto con la luz ultravioleta

Como en muchos otros casos, el cuerpo humano se ve afectado de diferentes maneras, por la acción directa o indirecta de los rayos ultravioleta que emanan, tanto de la luz del sol como de las populares cámaras de bronceado. Estos rayos tienen un efecto directo sobre las células del tejido, llegando a causar incluso diferentes enfermedades cuando su exposición es muy prolongada, como en el caso de la piel expuesta al sol.

Aún en el caso de que no vivas en una zona caliente, la luz directa del sol, durante muchas horas al día, como en visitas muy regulares a la playa, puede alterar la estructura de la piel a nivel celular, lo que en ocasiones es causa de arrugas profundas. Lo mismo cuenta a la exposición a estos rayos de forma artificial, como en las cabinas de bronceado o, según algunas teorías populares, por pasar demasiado tiempo frente al monitor de la computadora.

Deficiencias en el colágeno y la elastina

Ya hablamos antes del papel, vitad y detallado, que cumplen estos dos compuestos en el tejido, así como su función a la hora de, mediante el mantenimiento de la salud de la piel, evitar las arrugas en la misma. La falta de estos dos es causa inevitable de arrugas, sin embargo, no siempre se da de forma natural, debido a la edad y el paso del tiempo, sino que es posible encontrar deficiencia en ellos debido a diversas enfermedades cutáneas o lesiones.

Por ejemplo, en el caso del descenso de los estrógenos en el organismo, lo que causa un desequilibro en el nivel del colágeno, es posible sufrir de arrugas como síntoma de este. Se da igual cuando la resequedad agresiva de la dermis afecta directamente la resistencia de la elastina, así como en enfermedades genéticas, ya más severas, donde el organismo ve al colágeno como una proteína externa, creando enzimas para combatirlo y eliminarlo.

Escasez de nutrientes en la piel

Aunque suene extraño, ciertos nutrientes esenciales, como vitaminas, minerales y antioxidantes, son capaces de mantener una salud propicia de nuestra piel, lo que es capaz de retrasar de forma consecuente la aparición de las arrugas profundas. Esto quiere decir, a su vez, que la ausencia de los mismos, sobre todo en el caso de las vitaminas A, E y los antioxidantes, es una causa obvia de la aparición de este mismo problema.

Esto se debe a que, por falta de dichos elementos de nutrición, por llamarlos de alguna manera, el tejido dérmico no es capaz de mantener su forma tonificada, elasticidad y firmeza, por lo que puede presentar arrugas, manchas y otros defectos. Se da un caso parecido con la falta de humedad de la dermis, al igual que el descenso de la Vitamina C, que permite al colágeno realizar su trabajo de proteger y mantener la salud de la piel.

Los efectos del tabaco

Esto va ligado, de manera directa y molecular, con el ya mencionado trabajo de la importante proteína llamada colágeno, cuya deficiencia, como acabamos de decir, es capaz de ser una causante severa de las arrugas profundas. La nicotina, entre otros elementos que hacen de ingrediente para componer el tabaco, al igual que los cigarrillos de todo tipo, tiene un efecto perjudicial al entrar en contacto con las células conjuntivas que producen el colágeno

Este efecto nocivo, detiene y perjudica la producción estable de esta proteína, reduciendo su calidad y dificultando su tarea dentro del organismo, lo cual, como es imaginable, tiene muchas otras consecuencias aparte de acelerar la aparición de arrugas. Los elementos del tabaco causan una notable oxidación de las células, lo que aumenta su envejecimiento y reduce sus factores más saludables.

La pronunciación de las líneas de expresión

Antes hablamos de la diferencia entre arrugas profundas y líneas de expresión, pero ahora vamos a mencionar sus similitudes, así como el papel que juega esta última en la aparición de la primera. Las líneas de expresión, según los especialistas, son marcas delineadas que aparecen el las zonas de la piel que sufren de movimientos desiguales, como en el caso del rostro, a la hora de sonreír y fruncir el ceño, el cuello y el escote.

Con el paso del tiempo, estas líneas se pueden ir remarcando más y más, dejando marcas conocidas como arrugas dinámicas, nombre que se le da por aparecer debido al movimiento. Estas mismas, al volverse más pronunciadas y no tratarse de forma debida, se convierten en las zonas más propensas a sufrir de arrugas profundas, ya que presentan surcos naturales donde, fácilmente, la piel afectada se pliega para formar este problemas.

Si quieres saber más sobre las arrugas causadas por líneas de expresión, infórmate sobre Cómo eliminar las arrugas del entrecejo.

Por qué aparecen estas marcas en el cuerpo

¿Por qué aparecen estas marcas en el cuerpo?

Una vez conocidas las principales causas de la aparición de las arrugas, así como su influencia en la profundidad de la mismas, podemos resumir en que, la alteración que estas mismas ocasionan sobre la piel, especialmente a nivel celular, son capaces de delinear y crear los espacios y surcos donde el tejido flácido y falto de salud es capaz de plegarse hacia adentro, creando esas marcas que llamamos arrugas.

Estas aparecen en el cuerpo debido a la falta de firmeza, lo que ocasiona que la piel, como tejido superficial de nuestro cuerpo, tenga que adaptar su forma para, por decirlo de alguna manera, rellenar esos espacios que aparecen entre sus capas, en este caso, la dermis y la epidermis. Por ello, para devolver la forma, firmeza y elasticidad, es necesario combatir los problemas internos de este tejido, causantes de los pliegues que culminan en arrugas.

El rostro como principal víctima de las arrugas

Siendo el rostro una de las zonas que presenta una piel más delicada, así como la que se encuentra más expuesta a los factores externos como el sol, junto al movimiento dinámico de las expresiones faciales y el tacto, no es de extrañar que sea también la que mayormente sea acosada por el problema de las arrugas, lo que requiere de un cuidado más especializado, con los tratamientos adecuados para este tipo de tejido.

Además, son estos mismos movimientos dinámicos los que crean una especie de molde, basado en las líneas de expresión que aparecen con el paso del tiempo, los causantes de que el rostro posea a su vez el tejido que más necesite de las propiedades de la elastina y el colágeno propios de nuestra piel. Por ello, la deficiencia de los mismos, así como de la limpieza y los nutrientes esenciales capaces de apartar las impurezas, suelen ocasionar la mayor presencia de las arrugas.

Componentes ideales para combatirlas

Componentes ideales para combatirlas

Ya entrando en materia y conociendo lo que nuestra piel necesita para evitar, de forma efectiva y prolongada, esos factores que causan no solo la aparición de las arrugas, sino una mayor profundidad en estas, es momento de conocer aquellos componentes que deben llevar cualquier tratamiento ideal. Esto no dignifica que debas recurrir a todos ellos de forma intermitente, ni buscar una manera de combinarlos todos en una fórmula mágica anti arrugas.

Cada uno de estos componentes cumple una función específica, por lo que, de acuerdo al dictamen de tu especialista de confianza, debes incurrir en un tratamiento preciso que, utilizando los métodos y componentes adecuados, sea capaz de combatir tu problema. Siendo así, lo mejor es informarse un poco sobre estos compuestos detallados, para así poder conocer si la forma de tratar este problema por la que has optado, es la correcta para obtener los resultados deseados.

Colágeno

Ya hemos mencionado que, dentro de la piel y otros tejidos del cuerpo, podemos encontrar esta proteína cumpliendo ciertas tareas específicas, capaces de mantener sanos y protegidos estos tejidos, lo que, a nivel cosmético y cutáneo, representa una disminución en la posibilidad de sufrir arrugas. Sin embargo, ciertos factores de salud, al igual que con la edad, causan una disminución de la cantidad y calidad de colágeno que debemos combatir con un buen tratamiento.

En caso de padecer de estos descensos en los niveles proteicos, la forma más efectiva para no acusar las consecuencias, es recurrir a suplementos que integren colágeno de forma externa a nuestro organismo, como es el caso de las píldoras, pastillas, remedios o granulados específicos. Estos se encargan, mediante la síntesis hidrolizada de esta proteína, de aumentar sus niveles en nuestro cuerpo, complementando el ya producido de forma interna.

Como uno de los componentes más apreciado en la disminución y eliminación de las arrugas, esta molécula se puede encontrar también, en forma líquida, combinada con otros elementos, en cremas o inyecciones definidas para esta tarea en específico. Sin embargo, muchos especialistas aseguran que, al menos en el caso de las arrugas menos pronunciadas, tomar colágeno en forma de suplemento suele ser suficiente para suplir la falta de este en la piel.

Ácido hialurónico

Este compuesto posee ciertas similitudes con el colágeno pues, aunque en menor medida, se encuentra dentro de diversos tejidos de nuestro cuerpo, incluyendo la capa interior de la epidermis, donde cumple ciertas tareas específicas. Su otra similitud, es que este ácido también tiende a desaparecer con el paso del tiempo, ocasionando cierto nivel en la pérdida de la salud, elasticidad y firmeza de la piel, faltas que culminan en arrugas profundas si no se resuelven.

La tarea del ácido hialurónico, en el caso que nos atañe como factor en la piel, es el almacenar grandes cantidades de agua (en relación con el tejido donde se encuentra), lo que facilita la debida hidratación. Esta agua, reservada en las moléculas de ácido, al igual que en plantas suculentas como la sábila, se encarga de humectar y atraer los nutrientes esenciales, que mantienen el tejido terso, con lo que combate de forma directa la aparición de marcas y líneas no deseadas.

Al igual que el colágeno, su función y pronta desaparición causada por la edad, ha llevado a los investigadores a crear un proceso de síntesis de ácido hialurónico, ya sea para inyectar directamente en las capas de la piel, como para utilizarlo de ingrediente añadido en tratamientos específicos, como por ejemplo, diversas cremas y suplementos para combatir las arrugas, lo que lo convierten en una pieza esencial como compuesto contra este problema.

Retinol y Vitamina A

Si de otros nutrientes esenciales se trata, la Vitamina A cumple un papel fundamental dentro del organismo, aunque difiere de los anteriores pues no se encuentra, al menos de forma directa, en los tejidos superficiales de la piel, por lo que su falta no causa  directamente el problema de las arrugas. Sin embargo, es un compuesto muy importante en la prevención, reducción y eliminación de las mismas, gracias a sus diversas propiedades.

En este caso, se utiliza el retinol, que es un elemento obtenido mediante la síntesis de vitamina A, como ingrediente en tratamientos contra las consecuencias del paso de la edad en nuestra piel. El retinol se presenta como un regenerador celular especializado, procesado en concreto para este propósito, que se puede encontrar como ingrediente en lociones, cremas e inyecciones tópicas para tratar diversos males del tejido superficial.

Antioxidantes

Estos compuestos esenciales, al igual que muchos otros utilizados para el cuidado tópico, se pueden encontrar en tratamientos a base de crema, que tienen un efecto directo en los tejidos superficiales afectados. Los ungüentos que tienen antioxidantes, deben contener también otros procesos y elementos esenciales, dedicados a mejorar la absorción de este compuesto por parte de la piel, con el fin de que pueda surtir efecto de manera efectiva.

La tarea de los antioxidantes se resuelve a nivel celular, ya que, aunque no contribuyen directamente en complementar la salud de las células, se dedican a combatir la oxidación de las mismas, eliminando impurezas y moléculas que afectan la salud de las mismas en este aspecto. Por ello, su importancia como ingrediente en diversos métodos de combate de arrugas, convierten a los ingredientes con antioxidante en un complemento ideal y necesario, pues una salud celular apropiada, permite un fortalecimiento de la firmeza y elasticidad del tejido superficial.

Ácido glicólico

Aunque este, a diferencia de los componentes anteriores, no se suele encontrar en diversos tratamientos para la piel, como cremas, inyecciones y aplicaciones de láser y calor, se trata más bien de un componente específico de un solo método para combatir arrugas. Sin embargo, su éxito como medio efectivo para este fin, nos invita a hablar de este ácido de manera individual.

El ácido glicólico es un compuesto encontrado, de manera natural, en la caña de azúcar, la remolacha, uvas y otros medios, aunque también puede ser sintetizado de forma artificial en un laboratorio. Es utilizado en los métodos de peeling de los que hablaremos más adelante, donde se ubica como el exfoliante natural más efectivo y capacitado del mercado, por lo que, debido a su popularidad, se debe tener en cuenta como compuesto anti arrugas.

Sin embargo, no es solo el combate de estas marcas en la piel, sino su gran número de beneficios, los que otorgan al ácido glicólico su extensa popularidad, ya que su uso es capaz de combatir de manera directa las consecuencias del envejecimiento de las células que se encuentras en todas las capas de la piel, gracias a su excelente absorción y al método utilizado para su aplicación. Por esto no debemos ignorar este ácido y su proceso en la piel como tratamiento funcional.

Peelings químicos

Aunque ya hablamos del más popular, siendo el ácido glicólico, muchos otros compuestos, conocidos todos como peelings químicos, poseen una historia llena de resultados increíbles y muestras fe efectividad, por lo que no debemos pasarlos por alto en el caso del combate de las arrugas profundas. Sin embargo, como en el caso anterior, no hablamos de elementos que, por si solos, funcionen como compuestos para tratar este problema.

Los peelings químicos, son la forma en que se conocen, entre los investigadores y especialistas en cosmética, al igual que de manera comercial, a una serie de compuestos utilizados en este proceso específico de exfoliación compleja, realizado en diversos establecimientos, con el fin de eliminar de forma rápida y visible arrugas, líneas de expresión, manchas y otros defectos en la piel causados por el envejecimiento celular, así como la falta de hidratación de la misma.

Botox

El rey de los tratamientos mediante inyección, más por su popularidad que por las recomendaciones de los especialistas, el conocido como botox, o Toxina botulínica tipo A, es el compuesto resultante, aunque suene increíble, de la síntesis de la neurotoxina liberada por el botulismo, una enfermedad bacteriana que provoca parálisis muscular, que se utiliza con fines médicos, para tratar algunas enfermedades, así como el área de la medicina cosmética.

A diferencia de los anteriores, este no mejora directamente la salud de las células de la piel, resultando así es la firmeza y elasticidad adecuada para evitar las arrugas, sino que relaja las fibras de los músculos, con lo que consigue disminuir su potencial de contracción. Conseguido mediante el corte de las comunicaciones nerviosas, muchos aseguran que el botox puede ser perjudicial, si se utiliza de manera indebida, prolongando las inyecciones sin asistencia especializada.

Aprende cuáles son las arrugas más difíciles de tratar leyendo Arrugas en el escote: como eliminarlas.

Tratamientos efectivos que sí funcionan

Tratamientos efectivos que sí funcionan

Ahora bien, no solo los compuestos anteriores, con sus diversas propiedades y funciones, son los más ideales para el combate de las arrugas profundas, pues para ello existen algunos tratamientos especializados que debemos tener en cuenta. Estos métodos profesionales, aparte de aplicar de manera correcta los compuestos ideales, utilizan otros medios y elementos que, en conjunto, son capaces de reducir este problema de forma realmente visible y eficaz.

Aunque debemos tener en cuenta, que son pocos los riesgos en la aplicación de estos procedimientos, algunos son realizados solo por manos de especialistas en el área de la medicina cosmética, por lo que pueden resultar un poco costosos. Sin embargo, su relación calidad y precio es innegable, por lo que se presentan como las mejores alternativas, en caso de que busques obtener resultados eficaces y, prácticamente, de manera inmediata.

Otra cosa a tener en cuenta, es que la aplicación de estos tratamientos no son una cura milagrosa al problema de las arrugas, pues cada tipo de intervención o procedimiento tiene el fin de, según la causa de las marcas en la piel, otorgar a la misma esos complementos que le hacen falta para mejorar la belleza. Es por esto que lo más importante, antes de elegir un tratamiento, es asistir a una consulta en medicina estética, con el fin de obtener la información adecuada para cada caso.

Para mejorar la calidad de la piel

Funcionales no solo en el caso de las arrugas, estos tratamientos son utilizados en cualquier paciente que, tras previa consulta especialista, ha sido detectado con alguno de los diversos problemas, tanto de salud como estéticos, causados por la pérdida de los niveles correctos de nutrientes, hidratación, textura, luminosidad, firmeza y elasticidad, que pueden ocasionar manchas, pliegues, surcos y zonas flácidas en el tejido.

Aunque hay muchas maneras de tratar estos problemas, los más frecuentes, dependiendo del nivel de pérdida de propiedades en la piel, son capaces de mejorar de forma visible la calidad cutánea, lo que les otorga su gran popularidad. Sumado al hecho de que son tratamientos sencillos y efectivos, se cuentan entre los más fáciles de conseguir, lo que también aumenta su nivel de aceptación. Entre ellos tenemos:

  • Aplicación interna (inyección) de Ácido hialurónico.
  • Mesoterapia facial o introducción de complejos con vitaminas.
  • Micro exfoliación mediante Peelings químicos.
  • Terapia Regenerativa con factores de Crecimiento.

Para estimular la formación de colágeno

Ya hemos hablado aquí, de forma bastante detallada, de la importancia del colágeno del organismo en cuanto a la prevención, reducción y eliminación de las arrugas más profundas, las consecuencias que conlleva su deficiencia y los beneficios que podemos obtener al aumentar sus niveles. Sin embargo, no solo consumir suplementos de esta proteína es un medio suficiente para eliminar las arrugas, por lo que a veces es necesario tomar medidas más fuertes.

Algunos de los menores tratamientos están diseñados, de forma activa y efectiva, para estimular la formación interna del colágeno en el cuerpo, por lo que combinar estos con la ingesta del mismo, no es realmente recomendable. Por ello, si sufres de un problema más severo de arrugas profundas, las recomendaciones de los especialistas en la medicina cosmética, siempre van a apuntar a alguno de los siguientes métodos:

  • Láser fraccional no ablativo (Ydun Frax 1550 o láser 1540).
  • Terapia de Radiofrecuencia facial Thermage.
  • Método IPL (Luz Pulsada Intensa).
  • Uso de Hilos tensores.
  • Luz LED (Terapia de Fotomodulación y Fotodinámica).

Como puedes ver, aunque muchos puedan pensar en que la aplicación de colágeno, por medio de cremas e inyecciones, puede ser el medio ideal para combatir este problema, la proteína añadida suele no absorberse de forma eficaz. Por ello, las mejores terapias son las que aumentan y regulan, de manera no invasiva, la producción de esta proteína en las distintas capas de la piel.

Para combatir arrugas dinámicas y estáticas

Si cuentas con una piel sana, además de los niveles adecuados de colágeno, pero aun así, por la edad, las líneas de expresión, la exposición prolongada a los rayos ultravioleta, así como por la intervención de otros factores externos, aún sufres del problema de arrugas profundas, puedes recurrir a otro tipo de tratamiento especializado, capaz de eliminar este problema de manera casi inmediata, de acuerdo al tipo de marcas que afecten tu piel.

En este caso, las soluciones se presentan en modo de inyecciones, mediante las que se busca tensar o rellenar el tejido arrugado, mediante la aplicación de productos capaces de complementar la firmeza y elasticidad de la piel. Estos pueden ser aplicados en casa, una vez has realizado un curso donde aprendas la forma correcta de utilizarlos, respetando siempre la frecuencia y cantidad de producto para cada inyección. Estas son:

  • Para eliminar arrugas dinámicas: Toxina Botulínica (botox).
  • Mesoplastia contra las arrugas estáticas (surcos): Materiales de relleno infiltrables.

Tratamientos especializados a base de crema

Aunque es quizá el método menos inmediato, si no queremos recurrir a intervenciones, invasivas o no, como láseres e inyecciones, podemos acabar con este problema, recurriendo al uso disciplinado de cremas y ungüentos especiales. Sin embargo, no se trata de aplicar una crema milagrosa antiarrugas de las que te venden en el mercado, pues para un combate efectivo de este problema, debes recurrir a un tratamiento completo.

Aunque lo mejor siempre es contar con el consejo de un especialista, dicha terapia, que por supuesto realizaremos en casa, una vez obtenidos los productos específicos, suele contar con la aplicación específica de ciertos factores, que por sus propiedades deben ser utilizados cada cierto tiempo, a una hora precisa del día. Un ejemplo de un tratamiento en crema contra arrugas profundas puede ser.

  1. Crema anti edad por las mañanas: combate en envejecimiento del tejido, las manchas y la flacidez.
  2. Crema reafirmante durante la noche: para ayudar con la firmeza y elasticidad del tejido.
  3. Crema anti arrugas antes de dormir: con ingredientes propicios, como ácido hialurónico y retinol para una mayor efectividad.
  4. Tónico anti arrugas refrescante: mejora la humectación superficial de la piel.
  5. Crema hidratante una vez a la semana: para potenciar el resto de los productos, que serán absorbidos con mayor eficacia por una piel hidratada.
  6. Lavar siempre con agua templada: la temperatura baja ayuda a contraer el tejido y reactivar la circulación sanguínea.

Exfoliación multipropósito Peeling

Este último tratamiento revolucionario, que va ganando popularidad con el paso del tiempo, no se trata de una terapia especializada para eliminar las arrugas; sin embargo, su efectividad en este caso es prueba de que, al menos como complemento, puede representar un excelente factor de ayuda. Por ello, recomendamos no recurrir a los peelings por sí mismos en caso de arrugas profundas, sino combinar este con el tratamiento más oportuno.

El peeling es un tipo de exfoliación delicada, realizada en la piel mediante el uso de materias específicas para este proceso, como es el caso del ácido glicólico, que a diferencia de los materiales exfoliantes comunes, como granos diminutos que limpian y liberan los poros, son capaces de penetrar a nivel molecular, eliminando las impurezas atrapadas en las diferentes capas de la piel, brindando una limpieza multipropósito más potente.

Para prevenir las arrugas profundas

Para prevenir las arrugas profundas

Por último, una manera eficaz de, mirando al futuro, no tengamos que sufrir de un problema severo de arrugas, es recurrir a métodos prácticos que nos permitan evitar el deterioro de la piel, ocasionado por las diversas causas que mencionamos anteriormente. Para esto, basta con conocer qué cosas son capaces de provocar estas marcas en nuestro rostro, cuello y escote principalmente, así como en otras zonas que se pueden ver afectadas.

Para esto, podemos simplemente, por ejemplo, evitar las cámaras de bronceado mediante la aplicación de rayos ultra violeta, como las cabinas UVA; así como evitar situaciones donde debamos permanecer mucho tiempo bajo el sol. Esto pues, como ya mencionamos, estos rayos son uno de los principales factores capaces de afectar nuestra piel, por lo que no está de más apoyarnos también en el uso de protector solar, o productos que contengan este ingrediente.

También podemos recurrir al uso preventivo de cremas, lociones y mascarillas, no especificadas para eliminar arrugas, sino cremas anti edad, reafirmantes y de reactivación celular, con ingredientes como antioxidantes y retinol, que mantendrán nuestra piel sana, tersa y hermosa. Esto se puede complementar, de manera natural, con la ingesta regular de colágeno, ya sea en suplementos o mediante una dieta, con alimentos que proporcionen esta proteína a nuestro organismo.

Si encontraste informativo este artículo, te invitamos a continuar aprendiendo Cómo hacer una crema antiarrugas casera.

Por último, evita el tabaco, pues sus ingredientes, aunque de manera reducida, tienen la capacidad de afectar directamente la salud de nuestra piel. Así que recuerda, el mejor aliado para combatir las arrugas profundas, en contraparte a los métodos más eficaces para su reducción y eliminación, es la prevención temprana de estos factores capaces de producirlas, permitiéndonos ver pasar los años mientras mantenemos una piel sana firme, suave, lisa y muy hermosa.