Cómo hacer una mascarilla de carbón activo

El carbón activo es un ingrediente de origen vegetal, que tiene la propiedad de absorber gases, químicos y toxinas, por lo que resulta efectivo para la desintoxicación. Se trata de un tipo de carbón fabricado principalmente a partir de cáscara de coco al que se aplica un tratamiento para aumentar su porosidad.

Es un excelente aliado para contrarrestar las huellas del paso del tiempo ya que retarda el envejecimiento, purifica la piel y mantiene su elasticidad. Con el fin de obtener sus beneficios te enseñaremos a cómo hacer una mascarilla de carbón activo natural. El carbón activado cierra tus poros evitando que bacterias y otras sustancias se adhieran a la piel, y es no es todo, también equilibra la grasa, es decir la exfolia para liberarla de toxinas.

En este artículo veremos mascarillas a base de carbón activo que podemos realizar en casa pero, también disfrutamos de una diversidad de productos muy amplia que encontramos en el mercado con diferentes alternativas que son dignas de evaluar en nuestro artículo: Mejores mascarillas de carbón

¿Por qué una mascarilla casera de carbón activo

¿Por qué una mascarilla casera de carbón activo?

La mascarilla de carbón es uno de los tratamientos más efectivos para la piel para realizarle una limpieza  profunda, excelente para limpiar los puntos negros. Este producto es muy agresivo para la piel, ya que no solo elimina los puntos negros, sino que se lleva consigo todas las células de la capa córnea  es decir la que actúa como barrera protectora. Por esa razón es recomendable que manejes la información correcta de cómo utilizarla.

Te invito a que continúes leyendo este artículo Mascarilla de pepino casera

Es importante que si tienes la piel sensible tengas en cuenta que este tipo de mascarilla no se puede realizar con cualquier carbón ya que aunque la limpieza que permite es una limpieza profunda a la hora de retirarlo de tu rostro tiende a llevarse piel al quitar la mascarilla o irritar la piel y originar mucho dolor. Enrojece e incluso causa quemaduras de primer grado el cutis, lo que podría provocar una dermatitis. Por estas razones surge la pregunta ¿Cuál carbón comprar?

No todas las mascarillas de carbón son perjudiciales Existe un tipo de polvo llamado carbón activo o activado que no se pega al rostro y por lo tanto no provoca inflamación en la piel. Estas mascarillas se preparan en casa y se añaden otros ingredientes que hidratan y ayudan a regenerar la epidermis, al mismo tiempo que la acción exfoliante del carbón elimina suavemente las células muertas. Esa es la razón que a la hora de hacer una mascarilla de carbón  que sea carbón activo.

¿Qué beneficios le reporta  a la piel el carbón activo o activado?

En la actualidad el carbón activado se ha hecho un lugar en el mundo de la belleza por la variedad de beneficios que él posee y que aporta al cuidado corporal. Independientemente del sexo que seamos el carbón activo es excelente a la hora de eliminar las toxinas que se alojan en nuestra piel.

Este carbón que se usa sobre todo en la cosmética natural, para el cuidado de la piel recibe el nombre de carbón activado, porque se activa por calentamiento a temperaturas muy elevadas, y posteriormente, recibe un tratamiento con oxígeno. Uno de los principales beneficios que el carbón activado aporta a la piel es su eficaz poder para limpiarla en profundidad, pues se trata de un mineral que cuenta con un gran poder de absorción del aceite.

Y que mejor manera de aprovecharlo que hacer una mascarilla de carbón activo. La mascarilla de carbón activo es ideal a la hora de tratar pieles grasas o con acné. Por esa razón en la industria de la cosmética el carbón activado forma parte de muchos productos de belleza. Por eso lo encontraremos como ingredientes de cremas anti edad ya que gracias a sus minerales la piel puede lucir con mayor luminosidad, también lo podemos ver en lociones y tratamientos anti manchas.

Seguramente te gustará leer otro tema similar Cómo hacer una mascarilla para eliminar los puntos negros

¿Cómo hacer una mascarilla de carbón activo casera?

Si quieres elaborar tú misma una sencilla y eficaz mascarilla de carbón activo en casa, puedes hacerlo. Sólo tienes que mezclar el carbón activado, que podrás comprar en establecimientos especializado con aceite de coco o el té verde en polvo. Una vez que tengas todos los ingredientes, mezcla primero en una taza los ingredientes secos, como el carbón activado o el té verde en polvo. A continuación, añade a esta mezcla los ingredientes húmedos, es decir, el aceite de coco o cualquier otro aceite esencial que hayas escogido.

Una vez que tengas la mezcla procederá aplicarla en tu rostro evitando el contacto con nariz y boca. Dejarás que actúe en rostro por 15 minutos. Una vez haya pasado el tiempo procederemos a retirarla con suficiente agua de tal manera de eliminar los residuos. Esta es solo una de hacer una mascarilla de carbón activo.

Mascarilla de carbón activo con gelatina sin sabor

Mascarilla de carbón activo con gelatina sin sabor

Hacer una mascarilla de carbón activo con gelatina es una excelente mascarilla en contra del acné, ya que limpia todas las impurezas y es que el carbón activo  absorbe el exceso de sebo de la piel y con él se lleva la suciedad que queda retenida en los poros. Para realizar esta mascarilla solo vas a necesitar, 1 cucharada de gelatina sin sabor (10 gramos), 3 cucharadas de leche, 1 cápsula de carbón activo (lo puedes conseguir en tiendas naturistas.

Su elaboración es simple lo primero que debes hacer es en un recipiente, mezcla la gelatina  con la leche y revuelve hasta que no queden grumos. Lleva la preparación al microondas y déjala calentar durante 15 a 20 segundos. Luego viertes el contenido de la cápsula que contiene el carbón activo y continuamos revolviendo.

Antes de aplicar la mascarilla, asegúrate que la piel de tu rostro se encuentre limpia (enjuaga con agua y jabón neutro). Deja reposar la mascarilla en tu rostro por 20 minutos, y retira con ayuda de un paño que esté limpio. Esta mascarilla no se puede aplicar seguidamente ya que tiende a resecar tu cutis.

Puedes complementar tu lectura con este tema interesante ¿Que mascarilla facial necesito según mi tipo de piel?

Mascarilla de carbón activo con sábila o áloe vera

Mascarilla de carbón activo con sábila o áloe vera

Hacer una mascarilla de carbón activo es excelente para hidratar la piel. Para realizar esta mascarilla vas a requerir el polvo de carbón activado de cuatro cápsulas, media cucharada del gel de sábila o aloe vera y una cápsula de vitamina E. El procedimiento es muy sencillo. Se mezclan todos los ingredientes hasta conseguir una mezcla homogénea y se aplica sobre el rostro previamente lavado, ya sea con una brocha facial o con las manos bien limpias.

Después de 15-20 minutos, se retira el producto semi espeso con abundante agua cuidando de no tallar la piel. Para secar basta con dar ligeros golpecitos al rostro con una toalla limpia que no deje residuos. Realiza esto una vez por semana. Los resultados son realmente sorprendentes. ¡Atrévete tu cutis te lo agradecerá!

Beneficios

Regenera y aclara la piel, reduce las arrugas, disminuye la piel grasosa, acné y espinillas. Controla el exceso de sebo y tiene muchísimas más cualidades para el rostro, entre otras que, además es un ingrediente natural que limpia sin dañar o resecar. Lo cierto es que sus beneficios no son desconocidos: en la antigüedad ya se aprovechaban todas sus propiedades absorbentes.

La sábila regenera la piel dañada por el sol y productos abrasivos al cicatrizar las quemaduras y heridas, por lo que es un excelente tónico facial anti edad. Desinflama y ablanda la piel irritada e hinchada de las ojeras y bolsas en los ojos. Hidrata, humecta, suaviza, da elasticidad y refresca pieles secas. Aclara la piel, combate el acné y espinillas y reduce la grasa en la piel.

Los antioxidantes de la sábila protegen la piel del rostro de los daños que causan los radicales libres, como envejecimiento prematuro por la formación de líneas de expresión. Es antioxidante ya que retiene el 50% del oxígeno de las células y tejidos, lo cual disminuye la fatiga de las células. Realmente la sábila y el carbón activo hacen a la pareja ideal a la hora de cuidar tu rostro.

Este artículo vale la pena leerlo Como hacer una mascarilla facial iluminadora

Mascarilla de carbón activo con arcilla

Mascarilla de carbón activo con arcilla

Para hacer una mascarilla de carbón activo con arcilla necesitas 1 cucharada de carbón activado y 2 cucharadas de agua de arcilla de bentonita. (Puede conseguirse en algunas farmacias o tiendas en línea).Mezcle ambos ingredientes hasta formar una pasta homogénea. Aplique al rostro con una brocha facial y deje reposar hasta que se seque. A continuación, lave con agua tibia y seque el rostro con ligeros golpecitos con una toalla suave. Aplique una vez a la semana.

Recuerda aplicar su crema o aceite facial después de retirar la mascarilla para mantener la piel hidratada y fresca. También es importante mientras realiza y aplica la mascarilla que utilice una ropa que no tenga inconveniente si la mancha con el carbón activo. Los resultados de esta mascarilla no se hacen esperar dejan el cutis limpio e hidratado.

 

Mascarilla de carbón activo con huevos

¿Cómo hacer una mascarilla de carbón activo? Llegó el momento de preparar la mascarilla con huevo. Se necesitará sólo tres ingredientes para hacer la mascarilla: carbón activado, clara de huevo y miel. Una vez que se haya hecho la preparación, como se indica en el paso a paso, se lo puede aplicar en el rostro. Es importante que tengas claro la importancia de aplicar un tónico facial antes de colocar la mascarilla para que tus poros estén abiertos y reciban los nutrientes.

No solo te enseñaremos a realizar la mascarilla sino también el tónico para el rostro. Los ingredientes que utilizaremos se necesitarán 100 cc de agua, 3 gr de romero y 2 gr de lavanda. Para la mascarilla será necesario media clara de huevo, una cucharada de carbón activado y media cucharada de miel.

Para la realización del tónico el procedimiento es el siguiente una vez que el agua haya alcanzado el punto de ebullición, agregar las plantas y dejarlas por 15 minutos. Después, filtrar con un lienzo y cuando esté frío, envasar. Y el procedimiento de la mascarilla es fácil de hacer solo tienes que incorporar el carbón a la clara de huevo. No se debe mezclar, sino presionar los ingredientes entre la cuchara y el recipiente. Después agregar la miel e incorporar.

Una vez que ya tengas listo el tónico y la mascarilla después de haber seguido las instrucciones  rociarlo sobre la piel limpia. Después, aplicar una capa gruesa de la mascarilla y dejarla actuar por 20 minutos. Retirarla, lavar e hidratar generosamente el rostro. Esta mascarilla te permitirá lucir un rostro limpio a profundidad y con una buena hidratación.

 

Cómo hacer una mascarilla de carbón activo

¿Existe algún riesgo de utilizar mascarilla a base de carbón?

Es importante que el carbón que vayamos a utilizar o la mascarilla que compremos que traiga como ingrediente un carbón que se adapte a nuestra piel. Por eso es recomendable de realizar una prueba con antelación. Si se trata de un rostro que está recibiendo algún tratamiento para el acné u otro problema de epidermis, es muy indispensable consultar previamente a un médico para descartar peligros.

También debes tomar en cuenta que la eliminación de puntos negros o granitos no se quitará de un día para otro, por lo que se necesita un poco de paciencia. Esto llevará tiempo de acuerdo al grado de problema, a la alimentación y a cuestiones hormonales. Con esto queremos decir que las mascarillas no deben aplicarse más de una vez por semana, pues el rostro podría deshidratarse excesivamente.

Otros consejos de porque utilizar carbón activo en nuestras mascarillas faciales

Entre otras cosas nos permite que nuestros poros estén más limpios y es que como todos sabemos nuestros poros muchas veces son obstruidos por las impurezas y eso obstaculiza de recibir los nutrientes que se necesita para tener una piel sana y joven. Otro punto importante de resaltar es que el carbón activo equilibra la grasa en nuestra piel, ya que se encarga de eliminar los excesos de grasas de tu piel.

Utilizar carbón activo es despedirnos de los granos y acné de nuestra cara.  Absorberá la grasa y toxinas sobre y debajo de la piel. Puedes utilizarlo como un tratamiento localizado si no quieres usarlo en toda tu cara, y ya que purifica a profundidad, es ideal para limpiar la piel y decirle adiós al molesto acné.

Otra razón que justifica el uso del carbón activo en nuestras mascarilla de carbón activo es el hecho de que también puede ayudarnos en afecciones menores de la piel, que incluyen picaduras, cortes, raspones e infecciones menores, el carbón activado puede aplicarse por vía tópica ya que ayuda a absorber el veneno y la infección.

También reducirá la hinchazón y disminuirá el dolor. ¿Cómo hacerlo? Agrega agua a un poco de polvo de carbón activado y mezcla hasta que tenga una consistencia cremosa. Realmente el carbón es un ingrediente que vale la pena atrevernos a incluirlos a la hora de la preparación de cómo hacer una mascarilla de carbón activo. Lo invito a que pruebe una de las mascarillas que hemos aprendido a hacer en este artículo y luego nos cuente cómo le fue.

La piel no solo es el órgano más grande que poseemos sino que es también el que está a la vista de todos. Por esa y otra razones es fundamental que no dejemos su cuidado al azar. Si tienes alguna duda es bueno que visites a tu dermatólogo de tal forma que el aclare tus dudas y te de las sugerencias apropiadas. Recuerda que tenemos que querernos y qué mejor manera de hacerlo que cuidando nuestra piel.