Masajeadores para la celulitis ¿funcionan?

En el mundo de la estética existen diversas opciones y tratamientos para mejorar la apariencia física y en el caso de la celulitis hay muchas alternativas para satisfacer todos los gustos, desde cremas, suplementos, ejercicios y tratamientos, pero que tal los masajeadores para la celulitis ¿funcionan? Nosotros tenemos esa respuesta, solo sigue leyendo y descúbrela.

Cuando pensamos en los masajes de inmediato nos imaginamos una rica tarde de spa entre amigas, sin dudas los masajes corporales son la opción perfecta para liberarnos del estrés y consentir a nuestro cuerpo. Sin embargo, son muchos los beneficios que se pueden obtener de esta técnica milenaria, uno de esos es eliminar la indeseada celulitis o piel de naranja, aquí te enseñaremos cómo sacarle el mejor provecho a los masajeadores para la celulitis.

Masajeadores para la celulitis ¿funcionan?

La celulitis

Si algo sabemos las mujeres, es cómo luce la piel de naranja o celulitis, y ¿cómo no? Si es un problema que padecemos más del 90% de la población femenina. Desde que somos adolescentes nos empezamos a enfrentar a estos incómodos hoyuelos que tanto desmejora la apariencia de la piel de nuestras piernas, glúteos, brazos y abdomen. Con esto no sugerimos que solo la padezcamos nosotras, los hombres también pueden desarrollarla, pero está científicamente comprobado que las mujeres somos mucho más propensas, ya que tiene mucho que ver con nuestras hormonas. En la actualidad hay muchas maneras de disminuir y hasta de eliminar la piel de naranja, como es el caso de los masajeadores de celulitis, como lo veremos más adelante.

¿Qué es la celulitis?

Pero, ¿qué son esos hoyuelos en nuestro cuerpo? No son más que depósitos de grasa localizada entre las capas de nuestra piel. Debido a diversas causas como el sobrepeso, la genética, cambios hormonales o malos hábitos en general, la piel se debilita y el exceso de adipocitos ubicados en la capa más profunda de la piel asciende a la dermis y se entrelazan con las fibras de colágeno y elastina, ocasionando nódulos de grasa que otorgan esa apariencia que nos recuerda la piel de la naranja.

Tipos de celulitis

Esto es algo que se debe tomar en consideración al momento de optar por los masajeadores como instrumento para eliminar la celulitis. No todos los tipos de celulitis son iguales, y dependiendo de cuál sea tu caso, se determinará qué tipo de masajeadores para celulitis necesitarás, si de uso personal o de uso profesional, así que averigua qué tipo de celulitis estás padeciendo:

Celulitis blanda

Si al verte en el espejo notas que los hoyuelos son muy visibles y cuando mueves la pierna se crea un “efecto de gelatina”, eso significa que tienes celulitis blanda. Este es el tipo más común, más del 90% de las mujeres sufren o han sufrido de este tipo de celulitis, pero por suerte el más fácil de tratar. Recibe este nombre porque la piel se encuentra muy flácida y la grasa acumulada se encuentra blanda, es más común en las mujeres que pasan los 30 años de edad, siendo la pérdida del tono muscular uno de sus causantes, pero la población de mayor riego son las que tienen sobrepeso.

Esta es la celulitis que aparecerá si descuidas tus hábitos de alimentación, si ingieres demasiada azúcar, alimentos procesados y grasas saturadas. También será el tipo de piel de naranja que se desarrollará si realizas pocas actividades físicas, si tienes un estilo de vida sedentario y no realizas ejercicio con regularidad. Pero no todo son malas noticias, la celulitis blanda será la que podrás combatir con mayor éxito con los masajeadores para la celulitis de uso personal y los masajes reductores.

Celulitis dura

Algunas mujeres se encuentran bajo una gran interrogante, ¿por qué si soy delgada y realizo ejercicios aún tengo celulitis? Bueno, en el caso de la celulitis dura sus motivos y factores de riesgo no son iguales a la de la celulitis blanda. Y puede presentarse desde la adolescencia, respondiendo más a factores genéticos y desequilibrios hormonales. Su aspecto endurecido se debe a que la grasa no se ubica entre la hipodermis, sino a los nódulos adiposos que se entrelazan con las fibras del tejido conectivo de la dermis, esto ocasiona una apariencia gruesa y rugosa. No solo hablamos de grasa, sino de grasa endurecida, por ende, será necesario que el tratamiento sea un poco más intenso, los masajeadores para celulitis con calor suelen ser más efectivos.

Celulitis endematosa

Este sería un tipo de celulitis menos común, afortunadamente, porque puede ser el que mayores complicaciones médicas y físicas conlleva. En este caso no solo se observará la apariencia irregular propia de la piel de naranja, sino se le agrega inflamación e irritación de las zonas afectadas, que suelen ser las piernas. Los pacientes de celulitis endematosa pueden sentir presión y dolor en las extremidades causadas por la retención excesiva de líquidos. Su causa reside en los problemas circulatorios y por malos hábitos alimenticios. Es importante que los masajeadores para la celulitis sean empleados por un profesional, ya que al encontrarse tan inflamadas las piernas se puede maltratar la piel.

Capas de la piel

Capas de la piel

Para saber por qué funcionan los masajeadores para la celulitis, es importante saber cómo funciona ese órgano donde posicionaremos dichos masajeadores, es decir, la piel. La piel es el órgano más extenso de nuestro cuerpo y el más versátil de todos. Es el encargado de resguardar y proteger nuestro interior de agentes externos, por lo que es una barrera que nos protege de los elementos climáticos, las bacterias, los gérmenes, etc. Su capacidad regenerativa es impresionante, todos los días perdemos hasta 4,000 células muertas, tiene la capacidad de regular su temperatura y lubricarse, en pocas palabras, la piel es muy autosuficiente.

Sí, la piel puede hacer muchas cosas por sí misma, pero al igual que nuestro cabello y nuestras uñas su sanidad estará ligada a nuestra salud en general, si presentamos complicaciones en algún órgano o problemas hormonales, entre otros, se reflejará en la apariencia y textura de la piel. La aparición de manchas, erupciones, abscesos, estrías y celulitis siempre será una señal de alarma que indica que algo no está funcionando de la manera adecuada.

Es por estos motivos que debemos cuidarnos tanto por dentro, como por fuera, comer sano, hacernos los chequeos médicos de rutina y realizarnos sesiones de hidratación y exfoliación recurrentes, los masajes corporales son beneficiosos para el estrés, pero también para mejorar la apariencia de la piel, como los masajeadores para la celulitis que te ayudarán a eliminar la molesta piel de naranja.

Si quieres realizar tu propio exfoliante no dejes de leer Exfoliante natural: los mejores y cómo hacer uno casero

Para conocer un poco más cómo funcionan los masajeadores para la celulitis y cómo logran eliminar esta afección de la piel, es importante que entendamos la estructura y el funcionamiento de este vital órgano. La piel se divide en tres capas y cada una de ellas cumplen un papel esencial, también requieren de cuidados especiales, como te lo mencionaremos a continuación:

La epidermis

Es la capa más superficial y delgada. Esta capa está constantemente produciendo nuevas células de forma ovalada que al llegar a su madurez ascenderán a la superficie de la epidermis y remplazarán las células muertas que desprendemos todos los días. Para que este procedo se lleve a cabo correctamente, y esas nuevas células sean saludables, debes mantener hidratada esta capa, puedes emplear rutinas diarias donde limpies, exfolies e hidrates esta delicada capa de tu piel. Puedes emplear aceites naturales a base de coco, aguacate o ricino.

Si deseas realizar una potente y efectiva crema hidratante no dejes ver Cómo hacer una crema de aloe vera casera

La dermis

Es la capa media y la más gruesa donde se encuentra el tejido conjuntivo, los vasos sanguíneos, linfáticos, glándulas, nervios y folículos. Está conformada por fibras de colágeno y elastina, ambos elementos le aportan la resistencia y la elasticidad necesaria para que la piel pueda adaptarse a los cambios físicos.

En esta capa de la piel se encuentran nuestras terminaciones nerviosas que son las responsables de avisarle al cerebro cuando algo malo está ocurriendo a través del dolor, gracias a esas terminaciones nerviosas somos capaces de sentir a través del tacto. Esta es la capa que más requiere atención para tener una buena apariencia y sobre todo para evitar la celulitis, una dermis débil es más propensa al almacenamiento de grasa y la flacidez.

La hipodermis

Es la capa más profunda y es donde se encuentra la grasa que almacenamos naturalmente como reserva de energía. La grasa que se aloja en esta capa de la piel también nos ayuda a conservar el calor, por ende, es necesario que las células adiposas que son las que procesan y almacenan la grasa se mantengan controladas. Tener grasa en nuestro cuerpo no es malo, todo lo contrario, es completamente esencial, pero es importante mantener el equilibrio, pues mientras más grasa tenemos mayor será la producción de células adiposas, lo conducirá al sobrepeso.

¿Qué son los adipocitos?

Los adipocitos son las células que conforman al tejido adiposo. Tienen una forma redondeada y miden aproximadamente entre 10 a 200 micrómetros, su principal función es almacenar los triglicéridos, mejor conocidos como grasa. Biológicamente las mujeres poseen un mayor volumen de dichos adipocitos en sus tejidos que los hombres, esto significa que son las mujeres las más propensas a almacenar mayor cantidad de grasa y perderla con más lentitud.

Aunque nos disguste la idea, no solo almacenamos más grasa, sino que es fundamental para el óptimo funcionamiento de nuestro cuerpo, así que no puedes jurar no consumir una gota más de grasa en tu vida. La energía que utilizamos para movernos, correr, respirar y hasta para pensar, proviene de la grasa, para el ser humano grasa es igual a energía, por eso sería imposible eliminarla de nuestra dieta.

Entonces, ¿Qué hacemos? ¿Estamos condenadas a padecer de celulitis y guardar en el cajón más profundo nuestros bikinis? Nada de eso, siempre es posible mantener un índice de grasa moderado, lo ideal es que oscile entre el 18% al 22%, podemos mantener ese índice si llevamos una alimentación sana, hacemos ejercicios y realizamos masajes continuos para mantener la buena circulación, de ahí que los masajeadores para la celulitis sean tan importantes.

Los masajes

Los masajes

¿A quién no le gusta un buen masaje? Recibir un masaje es una de las cosas más placenteras, en un momento de tensión o de cansancio recibir una sesión de masajes nos ayudará a liberar el estrés y a sentirnos más livianos y frescos, pero ¿por qué? Los masajes no solo se trata de presionar los músculos, sino que conlleva ciertas técnicas de presión, intensidad, fricción y ritmo, que realizados de la manera correcta puede ayudar a nuestro cuerpo a entrar en equilibrio.

Cuando se ejecuta un masaje se está manipulando las capas externas e internas de los músculos, la presión correcta mejorará la función de dichos músculos y tendrá un impacto curativo, relajará y activará puntos clave de la circulación del cuerpo. Existen varios tipos de masajes con diferentes fines, desde lo recreacional y erótico, hasta estético y medicinal.

Posiblemente los masajes sean una de las técnicas terapéuticas más ancestrales de la medicina, hay registros históricos que especifican la existencia de sacerdotes egipcios que trataban numerosas dolencias y enfermedades realizando masajes a los pacientes. Mientras, en la antigua Grecia eran empleados para tratar a los atletas que sufrían lesiones, en fin, los masajes han formado parte de nuestras técnicas terapéutica hace cientos de años y eso solo prueba que su eficacia no se desdibuja en el tiempo.

Beneficios de realizar masajes

Los masajes pueden tener varios fines, cada técnica responde a una necesidad especial, puede variar tanto el cómo se hace, como en los instrumentos que se emplean para su ejecución. Pueden ser realizados por personas con poca experiencia para zonas puntuales, pero para obtener los mejores beneficios de los masajes es necesario que lo realice un profesional del área, estos son algunos de sus beneficios:

  • Terapéuticos: Se centran en la corrección de problemas que pueden estar causando dolores de intensidad moderada o crónica, especialmente en pacientes que sufran de trastornos musculoesqueléticos, normalmente se realizan en centros médicos o en clínicas de rehabilitación.
  • Relajantes: Son utilizados para tratar problemas de estrés y aliviar músculos que se encuentren con mucha tensión. Su técnica es sencilla, movimientos largos y firmes que abarquen desde la espalda hasta el cuello, su propósito es calentar y aliviar los músculos de un largo y difícil día de trabajo. Hay diversos centros que se dedican a realizar este tipo de masajes.
  • Deportivos: En el mundo de los deportes siempre se contará con la presencia de un buen masajista. Ellos juegan un papel fundamental en la preparación y calentamiento de los músculos antes, durante y después de cualquier encuentro deportivo. Esto se debe a que si los músculos no son trabajados de la manera correcta pueden surgir desgaste y desgarres en los atletas.
  • Cosméticos: Tienen la finalidad de mejorar el aspecto físico del paciente, puntualmente la apariencia de la piel, se realizan con técnicas especiales para prevenir el envejecimiento prematuro, mejorar el tono muscular, reafirmar y hasta para reducir tallas.

Cómo realizar un buen masaje para la celulitis

Cómo realizar un buen masaje para la celulitis

Los masajes para eliminar la celulitis son distintos a los realizados para relajar o aliviar la tensión acumulada del cuerpo, estos están desarrollados para administrar presión en puntos estratégicos, para así dispersar los depósitos de grasa y devolverle a la piel una apariencia más lisa y tersa.

Los masajeadores para la celulitis tienen dos propósitos: el primero, nutrir e hidratar la piel, esto preparará a la piel de futuros cambios, así la presencia de la celulitis será más complicada. El segundo, la recuperación del tejido fibroso conectivo, recordemos que es en este lugar donde se quedan entrelazado los nódulos de grasa que se formaron en las células adiposas y es lo que da la apariencia de hoyuelos a las zonas afectadas.

Ambos propósitos son alcanzados con los masajeadores para la celulitis porque estos estimulan la circulación, elimina las toxinas a través del sistema linfático, moviliza y reduce los depósitos de grasa, estimulan el movimiento natural para que el aspecto sea más plano y la piel se vea más firme, estas son las técnicas que debes emplear para un óptimo masaje para la eliminación de la celulitis.

  • Amasar: algo bástate parecido a lo que hacemos cuando preparamos pan y nos toca amasar la mezcla, es importante que la mayor presión sea ejercida con la palma de las manos y no con los dedos. Posiciona ambas palmas abiertas y recorre todas las zonas afectadas empleando presión, amasa y presiona sin lastimar la piel, pero sin con la suficiente fuerza para sentir el efecto. Para que tus manos puedan movilizarse bien sobre la zona es importante el uso de aceites o cremas.
  • Golpes: hay que dejar claro una cosa, no se debe golpear como si fuera un rin de boxeo y las piernas o abdomen fueran un oponente. Nos referimos a golpes gentiles pero firmes, puedes realzarlos empleando la parte lateral de las manos, realizando rápidos y repetidos golpecitos. Esto estimulará la circulación de la zona, restableciendo el correcto flujo sanguíneo.
  • Presión: emplea los nudillos de las manos para ejercer presión, realiza movimientos circulares en las zonas afectadas. Estos movimientos y la presión ejercida reducirán el tamaño de los nódulos de grasa, devolviéndole a la piel un aspecto más liso y sin protuberancias.

Se conseja emplear alguna crema o aceite que facilite el movimiento de las manos sobre las diferentes partes del cuerpo. Hay muchas cremas especializadas para tratar la celulitis, pero también puedes optar por aceites naturales, ya que sus propiedades antioxidantes e hidratantes te darán excelentes resultados.

Puedes utilizar un buen aceite de rosa de mosquetas, te invitamos a conocer todos los beneficios que ofrece este aceite leyendo Rosa Mosqueta para las estrías ¿Funciona?

Con qué puedes realizarte un masaje para la celulitis

En este caso se trata de tus preferencias, en sí puedes realizarte los masajes para la celulitis con tus manos, pero también hay muchos masajeadores que pueden facilitarte el trabajo y funcionar aún mejor. También puedes optar por combinar ambas técnicas, ya que lo idóneo en la búsqueda de eliminar la celulitis es la constancia, mientras más masajes realices mejores serán los resultados.

Cada cuánto debes realizarte masajes para la celulitis

Para obtener resultados significativos deberás usar los masajeadores para la celulitis todos los días, y dependiendo de qué tan grave sea el caso será necesario hasta dos sesiones diarias. No esperes ver resultados favorables los primeros días, tendrás que tener un poco de paciencia, con los masajedores para la celulitis se logrará romper los depósitos de grasa y estimular el drenaje linfático, pero es un proceso que puede durar varias semanas.

Cuando los resultados empiecen a ser visibles deberás continuar con la rutina, si lo vuelves un hábito esencial de tu día a día, los resultados no solo serán mejores, sino que serán mucho más duraderos, puedes usarlos todos los días luego de un rico baño, este momento es perfecto ya que tu piel estará limpia y preparada para recibir el masaje, así que no dejes que el tiempo te desanime, las recompensas serán satisfactorias.

Los especialistas

Los especialistas

No tiene nada de malo realizarte tus propios masajes, todo lo contrario, que incluyas en tu rutina diaria de belleza el uso de masajedores para la celulitis de uso personal te ahorrará gran parte del camino. Sin embargo, hay casos donde las pacientes desarrollan altos grados de celulitis, incluso, como en el caso de la celulitis edematosa, donde se presentan cuadros de inflamación y dolor, la intervención de un especialista siempre es recomendable. Estos son los tratamientos de masajes que pueden realizarse en un centro especializado.

Masajeadores con ventosas

Es un tratamiento utilizado en la medicina China hace miles de años, es utilizado para diversas afecciones, sobre todo las que incluyan inflamación y retención de líquido, como la celulitis, es muy efectiva ya que se activa la lipólisis, lo que conducirá al drenaje de líquidos y toxinas que provocan la celulitis. El especialista primero preparará el área aplicando un aceite y realizando masajes para calentar y estimular la circulación de las zonas. Luego procederá a colocar sobre la piel una especie de copas de vidrios, llamadas ventosas, estas crearán un efecto de vacío, succionando la piel.

El proceso puede durar aproximadamente una hora y se divide en tres partes: Primero, se realiza un masaje intenso para preparar la piel e iniciar con la estimulación del flujo sanguíneo. Segundo, se posicionarán todas las ventosas en movimientos verticales, pueden ser colocadas en varias zonas, como: brazos, muslos, glúteos y abdomen. Tercero, la sesión finalizará con la aplicación de una crema reafirmante. Los resultados pueden ser visibles a partir de la cuarta sesión.

Drenaje linfático manual

Esta terapia sanitaria facilitará la circulación, es importante que sea realizado por un profesional ya que requiere de movimientos armoniosos que presionen y se conduzcan por el trayecto linfático, marcada por la circulación linfática. Los beneficios son diversos, no solo mejorará la apariencia de la piel y reducirá tallas, sino además la eliminación de toxinas permitirá una mejor circulación sanguínea y se eliminará la celulitis, es especialmente recomendado para la celulitis edematosa. Si se practica con regularidad este tipo de masaje también mejorará el sistema inmunológico de paciente.

Masajeadores de bambú

Claro que puedes tener tu propio masajeador de bambú y realizarte masajes con él en la comodidad de tu hogar y sin gastar nada, pero queremos hacer énfasis en un masaje realizado a cuerpo completo, desde tu cuello hasta la punta de los pies. Un especialista sabrá cuanta presión ejercer en los diferentes puntos, este masaje ayudará a tu sistema linfático y tendrá un efecto sedante debido a la presión ejercida sobre las terminaciones nerviosas, moldeará tu figura y eliminará la celulitis. Puede durar hasta treinta minutos y su costo suele ser accesible.

Tipos de masajeadores para la celulitis.

Tipos de masajeadores para la celulitis

Sí, así como lo leer, hay varios tipos de masajeadores para la celulitis y cada uno de ellos ofrecen distintas formas de uso y características, aquí te mostraremos todos para que puedas elegir el que más se ajuste a tus necesidades:

Manuales

Estos responden a las opciones más sencillas y económicas, son instrumentos en formas de rodillos, o cepillos de maderas con puntas de gomas, algunos tienen pequeñas protuberancias para mayor efectividad. Lo bueno de este tipo de masajeador para celulitis es que no debes preocuparte por pilas ni cables, además son muy duraderos. La única desventaja es que mucha de su efectividad radicará en la fuerza que emplees al usarlo, por lo que puedes terminar cansada luego de tu sesión de masajes.

Eléctrico

Actualmente, hay muchas opciones de este tipo, de diferentes formas y tamaños. Su principal beneficio es que tienen varias intensidades y la mayoría posee cabezales intercambiables, muchas prefieren este tipo de masajeador para la celulitis porque acorta el proceso y tus manos no terminarán cansadas, ya que la mayor parte del trabajo la realizará el masajeador.

Con función de calor

Estos han cobrado gran popularidad, ya que al tener como elemento el empleo de calor aumenta su efectividad. Recordemos que buscamos eliminar los nódulos de grasa ubicados entre los tejidos conectivos de la dermis, por lo que trabajar y realizar el masaje con calor facilitará la tarea. Los nódulos cederán con más facilidad, también ayudará a disminuir la inflamación. Si deseas adquirir uno de este tipo, te recomendamos que sea uno al que puedas activar y desactivar esta función.

Sin duda el uso de masajeadores para la celulitis sí funciona, y es una opción muy práctica para combatir los incómodos efectos de la piel de naranja, así que anímate e inicia tu propia rutina usando el masajeador y la crema de tu preferencia, el verano se acerca y es el momento perfecto para trabajar en el cuerpo que sueñas, libre de celulitis. Esperamos que hayas disfrutado del contenido y no te quedes sin probar estas técnicas.