Cómo hacer una crema de manos casera

Las manos son una de las partes del cuerpo que son más utilizadas. Gracias a ella podemos hacer prácticamente de todo y lo cierto es que tener unas manos cuidadas no sólo las protege sino que además nos hace lucir unas manos más jóvenes y frescas. Recordemos que las manos es una de las partes del cuerpo que rápidamente revela la edad. Por ello podemos intentar en casa cuidar al máximo nuestras manos, y para ello nada mejor que aprender a cómo hacer una crema de manos casera.

Cómo hacer una crema de manos casera

 

¿Por qué cuidar e hidratar tus manos?

Cuidar e hidratar tus manos adecuadamente es fundamental por distintos motivos. Las manos son la parte de tu cuerpo que más expones a la vista de los demás. Excepto cuando las cubres con guantes en los días más fríos del invierno o en alguna ocasión especial, siempre las llevas desnudas, lo que las hace muy vulnerables al clima y a otros factores que pueden dañarlas.

Las manos de una persona reflejan mucho de ella, según los expertos la manera de mover nuestras manos van a decir si somos introvertidos o extrovertidos, indica cuáles son tus fortalezas y debilidades. La manera como le das la mano a otra persona en un saludo, especialmente cuando le va a permitir formarse esa primera impresión de ti. Es decir que tus manos en ese tipo de relaciones será tu carta de presentación.

Te invito a que continues leyendo Cómo hidratar las manos

Y es que tus manos en gran medida refleja lo que eres, y es que ellas son las que utilizas para comer, para escribir con ellas, te bañas, trabajas y así la lista puede continuar. Por todo lo anteriormente expuesto nos permite ver que tenemos sobradas razones por las cuales cuidar e hidratar las manos, y hacerlo de la forma más natural posible, es fundamental.

Cuándo debes hidratar tus manos

¿Cuándo debes hidratar tus manos?

Nuestras manos deben ser hidratadas diariamente, no debemos esperar tener las manos resecas o agrietadas para hacerlo. Aunque es cierto que a veces vamos dejando el cuidado de nuestras manos a un segundo plano y nos damos cuenta es cuando vemos algunos síntomas en nuestras manos como sequedad y en el peor de los casos hasta grietas. Allí es fundamental recurrir a una exfoliación e hidratación.

Para ello es importante recurrir a una crema que supla las necesidades según nuestro tipo de piel. Los síntomas que presentan nuestras manos cuando están deshidratadas son la resequedad es el primer signo que aparece cuando las manos sufren de deshidratación. Para paliar el problema suele servir la aplicación de una buena crema de manos caseras para hidratar. A veces descuidamos esta señal de alarma nuestras manos pasan al siguiente nivel las grietas.

Las manos agrietadas es cuando las manos tienen tal grado de sequedad que la piel puede llegar a cortarse con un simple movimiento de dedos y si lamentablemente no hacemos casos de ningunos de estos síntomas las manos caen en un nivel que requiere atención urgente y es el caso de manos estropeadas en este caso es cuando nuestras manos ya lleva largos períodos indicando su sequedad y sus grietas. Sin recibir los cuidados requeridos.

Para evitar que nuestras manos caigan en este nivel de descuido es importante en la rutina diaria tomar en consideración una serie de cuidados que permitan mantenerlas cuidadas y con aspecto juvenil. Estos consejos complementaran el cuidado que  te pueda suministrar una efectiva crema de manos que tú puedas realizar en casa de una manera natural sin ingredientes que puedan afectar tu piel.

Este tema puede gustarte Cómo tratar las grietas en las manos

Consejos que debes tomar en cuenta para mantener tus manos hidratadas

Consejos que debes tomar en cuenta para mantener tus manos hidratadas

Para hidratar tus manos y que luzcan  sanas y tersas debes tener mucho cuidado y limitar su contacto con productos químicos, utilizando guantes, y tener cierto cuidado en su exposición al agua. Al contrario de lo que se suele pensar, un excesivo contacto con el agua no es positivo para la hidratación de las manos. Lavarse las manos es fundamental para la higiene y para la salud en general, pero no es necesario estar haciéndolo constantemente.

De igual forma debes intentar siempre lavarte las manos con agua templada, ya que el agua excesivamente fría o excesivamente caliente no es buena para la piel. Como en todas las facetas de la vida, el equilibrio es el mejor consejero. Entre los consejos que te sugiero puedas tener en cuenta, se encuentra el uso de guantes para limpiar.

El uso de guante es fundamental recordemos que la limpieza es a diario y en ella utilizamos diversos productos químicos como lejía. Lava vajilla, entre otros, que pueden dañar la piel de las manos. Utilizar unos buenos guantes es la mejor manera de preservar la salud de tus manos. Otro aspecto importante para mantener nuestras manos hidratadas es la utilización de un jabón suave que mantenga el pH de nuestra piel.

Y aunque no lo parezca la temperatura del agua juega un rol importante en la hidratación de las manos y como ya mencionamos anteriormente el agua excesivamente fría o caliente daña profundamente las manos. Y cuando termines de lavarlas, sécatelas muy bien. Lo de secarse al aire es muy negativo para la piel de las manos y una de las principales causas de su deshidratación.

Otro aspecto que debemos implementar en el cuidado de nuestras manos es la exfoliación, ya que permite eliminar las células muertas que muchas veces obstruyen los poros impidiendo que estos se oxigenen. Y es que la exfoliación no se limita solo a nuestro rostro y es que exfoliar las manos semanalmente tiene unos magníficos resultados a la hora de cuidarlas. Y por último la utilización de una buena crema hidratante.

Este artículo es similar Cómo cuidar las manos

Para hidratar tus manos adecuadamente es recomendable que la crema que utilices tenga una serie de ingredientes que las proteja y nutra en profundidad. Entre esos ingredientes no puede faltar la vitamina E, la manteca de cacao, manteca de karite, y los aceites esenciales de limón y naranja. A continuación te explicaremos porque estos ingredientes son fundamentales a la hora de hacer una crema de manos.

Vitamina E

La vitamina E es conocida como la vitamina de la juventud gracias a su potente efecto contra los radicales libres, causantes del envejecimiento de las células y, por ende, de la piel. Aplicar aceite de vitamina E sobre la piel de tus manos es un acto sencillo que te beneficiará a largo plazo, pues ayuda a retrasar los efectos del envejecimiento en esta parte de tu cuerpo que es tan expuesta a agentes nocivos que la deterioran.

Y es que la dermis está expuesta a la acción de los radicales libres a diario, los cuales perjudican la producción de colágeno y la regeneración celular. Como consecuencia, se produce un desarrollo prematuro o más acelerado de las huellas del tiempo, sobre todo en el rostro. Además, la vitamina E pura para la piel la protege de los agentes ambientales. Por eso es tan recomendable utilizarla en tu crema de manos casera.

Manteca de cacao

La manteca de cacao es excelente a la hora de combatir la sequedad, hidratar y prevenir el envejecimiento prematuro de la piel. De allí la importancia de incorporar esta manteca a la elaboración de la crema de manos casera. La manteca de cacao no solo le proporciona ese cuidado único a las manos sino que también fortalece las uñas y le proporciona a las manos ese deliciosa fragancia a cacao convirtiendo el cuidado de las manos en una agradable experiencia.

Manteca de karite

La manteca de karité nos protege del sol y nos previene contra posibles quemaduras solares, ya que recubre la piel con una película invisible. Además, también nos protege contra el frío, es muy efectiva para evitar el frío o humedad en las manos y en los labios. Tiene un gran poder de hidratación y nutrición que mejora la elasticidad de la piel, a la vez que la repara y la regenera gracias a su contenido en vitamina F.

La manteca de karite es un excelente agente curativo y eficaz contra quemaduras y cicatrices debido a sus vitaminas A, D, E y F. Por eso es que este ingrediente no puede faltar al hacer una crema de manos casera. Y es que la manteca de karite nutre en profundidad la piel de las manos y combate la sequedad y grietas de la piel.

Te invito a que leas este tema interesante Cómo tener unas manos bonitas

Aceites esenciales de limón y naranja

El aceite de limón tiene un efecto purificador, limpiador y protector sobre el cuerpo. Ayuda a defender el cuerpo contra patógenos dañinos y promueve la desintoxicación a través de la sangre y el hígado. El aceite de limón también estimula el drenaje linfático, que ayuda al cuerpo a limpiarse de desechos y toxinas.

El aceite esencial de limón nutre la piel dañada y la hidrata. Los estudios de laboratorio muestran que el aceite de limón es capaz de reducir el daño celular y tisular en la piel causado por los radicales libres. Por todas sus bondades es un ingrediente que no debe faltar a la hora de hacer una crema de mano casera.

El aceite de naranja promueve la formación de colágeno en la piel, que la hace ver más saludable y joven. Es ideal para limpiar la piel de elementos tóxicos, así como para tratar la dermatitis. Sirve para reducir el envejecimiento producido en gran parte por el paso del tiempo. Este es otro de los ingredientes que no puedes dejar de incluir en la elaboración de una crema de mano casera.

Cómo elaborar una crema hidratante para las manos casera

¿Cómo elaborar una crema hidratante para las manos casera?

Como ya hemos mencionado nuestras manos son fundamentales para nuestro buen desempeño diario y es porque con ella hacemos la mayoría de nuestras actividades. Las manos también hablan mucho acerca de nosotros. Y es una de las partes de nuestro cuerpo que revela los signos de la edad. Por esa y otras razones debemos cuidarlas y mantenerlas hidratadas. En este artículo te voy a enseñar cómo hacer una crema de mano hidratante.

Crema hidratante de manos elaborada con cera de abejas

Los ingredientes que utilizas en la elaboración de una crema de mano casera 3 cucharadas de cera de abejas, 3 cucharadas de aceite de coco, 1/3 de manteca de cacao, 7 gotas de aceite esencial de menta y 6 gotas de aceite esencial de eucalipto. La preparación de esta crema de manos casera es bastante sencilla.

Este tema vale la pena leerlo Eczema en manos: causas y tratamiento

Coloca la cera de abejas, el aceite de coco, la manteca de cacao y el aceite de jojoba en una olla grande de metal. A fuego lento, revuelve continuamente, asegurándose de que todos los ingredientes se derriten y, después de retirarlo del fuego, continúa revolviendo durante aproximadamente 2 minutos para mezclar bien.

Agrega el aceite esencial de menta y el de eucalipto y mezcla bien. La mezcla la vas a verter en un frasco de vidrio. Y ya tienes tu crema lista para tus manos es una crema refrescante gracias a los aceites esenciales de menta y eucalipto. Además podemos decirte que el aceite de menta ayuda a retener la humedad evitando el envejecimiento prematuro. Mientras que el aceite de eucalipto elimina las manchas y unifica el tono de tus manos.

Crema de manos casera con manteca de karite

Otra receta para una crema de manos aún más rica, ideal para prepararnos ante los fríos días de invierno. Para sacar todos los beneficios de esta crema es mejor que la apliques por la tarde en la piel y luego ponerte unos guantes de algodón, antes de acostarte. ¿Cómo hacer una crema de manos casera hidratante con manteca de karite?

Para su elaboración vas a necesitar  170 gr de manteca de karite, 15 gr de manteca de cacao, ¾ de aceite de almendras, una cucharada de almidón de maíz, 2 cucharadas de aceite esencial de limón, hielo. En un recipiente coloca la manteca de karité y la de cacao y la metes en el horno a media potencia durante 30 segundos, repitiendo si es necesario y mezclar bien cada vez que se extrae del horno, hasta que todos los ingredientes se hayan derretido.

Seguidamente Vierte la mezcla en un recipiente con lados altos que colocaras luego dentro de una cubitera más grande, de base ancha, llena de cubitos de hielo para mantener fría la mezcla durante el proceso. Agrega el aceite de almendras y almidón de maíz. Con la batidora a baja velocidad, mezclar todo agregando el aceite esencial de limón. Deja enfriar y transferir a un recipiente con tapa. La crema debe mantenerse lejos del calor y la luz solar directa durante aproximadamente un mes en un recipiente de vidrio bien cerrado.

Crema de mano casera con frutas cítricas pasó a paso

Esta crema a base de frutas conseguirá hidratar tus manos y que sean además, más suaves. Para hacer una crema de manos casera hidratante con frutas cítricas debes tener a la mano los siguientes ingredientes 50 gr de manteca de karité, 30 gr de aceite de almendras dulces, 30 gr de aceite de almendras dulces y 15 gotas aceites esencial de naranja.

Para preparar una crema de manos con sabor a cítricos, debes mezclar cuidadosamente varios ingredientes con alto poder hidratante, como la manteca de karité y el aceite de almendras dulces sin dejar grumos. Seguidamente puedes agregar el aroma de aceite esencial de naranja (15 gotas), y seguir mezclando.

La crema obtenida de esta manera puede almacenarse en un pequeño recipiente de vidrio limpio para llevar contigo para mantener la piel de tus manos constantemente humectadas y perfumadas. Ya aprendiste hacer una crema de manos casera hidratante de frutas cítricas.

Crema hidratante para las manos de áloe vera y cera de abejas

Esta crema es excelente para regenerar y humectar tus manos. Apropiada si notas que tus manos se encuentran muy resecas. Para hacer una crema de manos casera de áloe vera y cera de abejas vamos a necesitar los ingredientes siguientes: 6 gotas de vitamina E, 3 cucharadas de gel de áloe vera, 2 cucharadas de cera de abejas, 2 cucharadas de manteca de cacao y 3 cucharadas de aceite de almendra.

En un recipiente vamos a colocar el aceite de almendra, la cera de abeja, y la manteca de cacao junto a las gotas de vitamina E. Seguidamente los pones en baño de maría hasta que se derritan luego retiras de la estufa y lo dejas reposar hasta que enfríe. Posteriormente colocamos el gel de áloe vera ayudándote con una batidora manual y por último agrega las gotas aromáticas y ya tienes una crema de manos casera hidratante.

Por qué exfoliar nuestras manos

¿Por qué exfoliar nuestras manos?

¿Sientes tus manos ásperas, opacas y tensas? ¡Es hora de una exfoliación! La piel de las manos puede sufrir mucho por la rutina diaria, las labores en la casa, la exposición al Sol, en la piel de esta área también se acumulan impurezas y células muertas que deben ser removidas para tener una piel más suave, saludable y bella. A continuación te explicamos cómo puedes exfoliar tus manos naturalmente.

Aceite de almendra y azúcar

En un recipiente mezcla dos cucharadas de aceite de almendras con una cucharada de azúcar. Mezcla bien y aplícala en las manos. Realiza suaves masajes, enjuaga con agua tibia y aplica tu crema hidratante. Si no tienes aceite de almendras en casa, lo puedes reemplazar por crema normal para manos o cuerpo.

Limón y azúcar morena

Mezcla el jugo de un limón con una cucharadita de azúcar morena, aplícala sobre las manos y masajea suavemente. Retira la mezcla con agua y aplica tu crema hidratante. Esta exfoliación la recomendamos hacer por la noche, ya que el limón puede manchar la piel si se expone al Sol. Una excelente alternativa  a la hora de exfoliar nuestras manos.

Avena y crema hidratante

La avena es quizá uno de los mejores exfoliantes para la piel. Consigue avena en hojuelas y mézclala con una crema hidratante. Realiza suaves masajes circulares en tus manos con esta mezcla y luego enjuaga muy bien tus manos. Aprovecha esta exfoliación para darte un masaje relajante en las manos.

Miel y azúcar

Esta mezcla dejará tu piel libre de impurezas y súper suave. Mezcla dos cucharadas de miel con una cucharadita de azúcar, masaje tus manos y enjuaga. Aplica al finalizar tu crema hidratante como de costumbre. Esta mezcla para exfoliar es particularmente nutritiva gracias  a las propiedades de la miel, excelente para la piel.

Consejos a la hora de exfoliar tus manos

Realiza suaves masajes para no lastimar la piel, cuando notes que tu piel está roja es hora de terminar con la exfoliación. No es necesario dejar la mezcla en tus manos, tan pronto termines los masajes debes enjuagar con agua tibia. Puedes reemplazar el aceite y la crema por otros aceites que tengas en casa como aceite de oliva o aceite de coco.

Qué hacer cuando tus manos están muy estropeadas

¿Qué hacer cuando tus manos están muy estropeadas?

Como mencioné al comienzo del artículo cuando nuestras manos llevan un periodo largo de tiempo dándonos señales de resequedad y maltrato por cambios climáticos o por falta de cuidados diarios, las manos comienzan a estropearse. ¿Qué podemos hacer? En este artículo vas a aprender a elaborar una crema de manos reparadora casera, que te ayudará a recuperar tus manos devolviéndole la hidratación y juventud.

Ingredientes para elaborar una crema de mano casera reparadora

Ingredientes para elaborar una crema de mano casera reparadora

Para la elaboración de esta crema vas a requerir aceite de almendra que es rico en Vitamina A y E y ácidos grasos oleico y linoléico. Es un aceite emoliente que suavizará tu piel y evitará la deshidratación de tus manos. A la vez es un aceite reparador, y está indicado para pieles irritadas y sensibles.  También es antiinflamatorio.  Es un aceite protector que tarda un poco en absorberse.

El segundo ingrediente que debemos tener a la mano es el aceite de aguacate está muy recomendado en caso de necesidad de una nutrición extra.  Este aceite contiene vitamina A, D y E y ácido graso palmitoleico. Es un aceite que se absorbe con rapidez, tiene un color verde oscuro y es denso.  Tiene propiedades protectoras, nutritivas y es suavizante. Y también es regenerador y aporta elasticidad a la piel.

Otro ingrediente que vas a necesitar es manteca de karite este ingredientes es imprescindible para elaborar en una crema de manos reparadora casera. Es una manteca que regenera y nutre la piel, es muy emoliente y suavizante.  Es antiinflamatoria y calmante.  La pueden utilizar las pieles secas, dañadas y sensibles, incluso la pueden utilizar los bebés.

Y no podía faltar cera de abeja, recordemos que es protectora y emoliente.  La cera de abejas crea una capa oclusiva en la piel, creando una barrera protectora pero también atrapando la humedad. Otro ingrediente que tampoco puede faltar es la vitamina E, que es  un antioxidante natural y que se añade a las cremas elaboradas con aceites y mantecas para aumentar su duración.

Y por últimos necesitamos tener aceite esencial de lavanda, el cual es un aceite con propiedades regeneradoras y antiinflamatorias.  También tiene propiedades antioxidantes.  Es interesante incluirlo en recetas donde se necesite una reparación y regeneración de la piel, pero además donde se necesite desinflamar.

Cómo elaborar la crema de mano casera reparadora

¿Cómo elaborar la crema de mano casera reparadora?

Para elaborar 100 gr de crema de manos casera reparadora vamos a necesitar las siguientes cantidades de ingredientes: 18 gr de aceite de almendras, 40 gr de aceite de aguacate, 25 gr de manteca de karite, 15 gr de cera de abeja blanca, 35 gotas de aceite esencial de lavanda y 15 gotas de vitamina E.

Seguidamente procedemos a su elaboración. Pesa la cera de abeja y los aceites.  Ponlos en una olla para calentar al baño maría. Calienta la cera de abeja y los aceites despacio.  Cuando la cera se haya desecho apaga el fuego y espera 5 minutos sin quitar la olla del fuego. Agrega la manteca de karite y deja que se deshaga con el calor. Cuando la manteca se haya derretido agrega el aceite esencial y la vitamina E.

Por último la envasa y la dejas reposar durante 24 horas aproximadamente antes de utilizarla. Espero te hayan gustado las recetas ¡Atrévete! A elaborarla y coméntanos como te fue. Recuerda que debemos amarnos y una manera de hacerlo es cuidando nuestra piel, un buen comienzo son las manos.