Desmaquillantes Clinique

Los desmaquillantes, esos cosméticos que se han convertido en el comodín dentro de nuestros neceseres y nuestras rutinas de belleza, porque ¿qué sería de nuestra piel si no existiesen los desmaquillantes?, ¿cómo eliminaríamos todo ese maquillaje que tanto nos gusta poner en nuestra piel?

El maquillaje nos hace sentir más atractivos, más bellos, en general hace que nos sintamos mejor, esto no tiene porque ser algo malo, ya que desde hace cientos de años se usaba el maquillaje (aunque natural, a base de pigmentos y otras sustancias) para decorar la piel.

El único problema es que todo ese maquillaje debe ser retirado de nuestra piel al finalizar el día o cuando lleguemos a casa y esto si que no lo hacemos siempre, por diferentes motivos pero el principal, la pereza. Cientos de veces nos ha pasado el llegar a casa y no tener nada de ganas de pasarnos un rato en el baño desmaquillando nuestra piel y es que aunque nos paso esto debemos esforzarnos y hacerlo.

Un poco más abajo os hablaré de ello, porque aunque sé de sobra que todos tenemos claro que debemos desmaquillar nuestro rostro, algunas veces nos hacemos los remolones y lo dejamos pasar. Por esta razón adoro hablar de los desmaquillantes, para mi son todo un salvavidas y hoy os traigo la información completa sobre los desmaquillantes de la marca Clinique.

Seguro que habéis oído hablar de Clinique multitud de veces, ya que se trata de una marca con mucho auge desde su aparición en el mundo de la cosmética, cuenta con muchos productos destinados al cuidado de la piel, entre todos ellos sus queridos desmaquillantes, a los que hoy le vamos a dedicar este artículo.

Si os interesa saber más sobre los desmaquillantes en general y conocer otros aparte de los que Clinique nos ofrece, estoy segura que os encantará echarle un vistazo a este artículo: Mejores desmaquillantes. 

Si no queréis perderos todo lo que tengo que deciros de estos productos, quedaos y disfrutar de cada detalle ¡empecemos!

Desmaquillantes Clinique

El maquillaje, ¿por qué debemos eliminarlo de nuestro rostro cada día?

El maquillaje como ya os he dicho nos ayuda a vernos mejor cada día, no quiere decir que no nos amemos tal y como somos, es decir, el usar maquillaje no es sinónimo de querer esconder nuestro rostro, simplemente es un adorno que ponemos en nuestra piel y que hace que nos veamos más guapos.

Eso sí, no cualquier maquillaje es bueno, siempre debemos elegir aquel que sea adecuado para nosotros, para cuidar de nuestra piel y que no nos haga daño en la dermis con el paso del tiempo. Al igual que con las cremas y otros productos de cuidado facial, debemos asegurarnos que su formulación es correcta y no quedarnos solo en si el color es o no es el que más nos pega con nuestra piel.

Otra de las cosas que debemos tener en cuanta es que el maquillaje debemos retirarlo de nuestra piel cada día, siempre que lleguemos a casa o antes de irnos a la cama, pero nunca debemos dormir con el rostro maquillado. El motivo es simplemente la salud de nuestra dermis, ya que el maquillaje obstruye por completo todos los poros de nuestra piel haciendo prácticamente imposible el hecho de que ésta se regenere y es ahí donde aparecen los problemas, los granitos, espinillas, puntos negros, alteración del equilibro de la piel, etc.

Por lo tanto, no olvidéis nunca que aunque maquillar nuestro rostro es genial y no hay nada en contra de ello, siempre debemos tener presente que cuando lleguemos a casa nos tiene que estar esperando un desmaquillante a la altura para eliminarlo todo y dejar nuestro rostro impoluto y preparado para descansar.

Los desmaquillantes de Clinique

Ahora que ya hemos hablado un poco como introducción sobre la importancia de desmaquillar nuestro rostro y todos estamos de acuerdo en que a partir de ahora vamos a cuidar de nuestra dermis para que esta siempre se encuentre preciosa y en buena salud, es momento de empezar a hablar sobre los diferentes tipos de desmaquillante de la marca Clinique.

Lo primero que os diré es que Clinique no solo tiene un desmaquillante, sino que cuenta con dos productos que serán capaces de eliminar todo el maquillaje de nuestro rostro, podremos elegir entre dos de los formatos más efectivos a la hora de desmaquillar, el bálsamo y el aceite.

Hoy en día podemos decir que los dos desmaquillantes tienen mucha fama, es decir, los dos tienen prácticamente el mismo número de seguidores, ya que hay personas que prefieren un bálsamo y otras que prefieren un aceite, aunque los dos tengan semejanza. Eso sí, podemos decir que en cuanto Clinique los lanzó al mercado fueron todo un éxito y ahora veremos porque.

Seguro que aquellas personas que como yo tienen una piel mixta tirando a grasa, se han espantado en cuanto han oído hablar de bálsamos y aceites, pero ¡que no cunda el pánico! que más allá de esas creencias sobre que el aceite desmaquillante no es adecuado para la piel grasa hay más y es todo lo que vamos a descubrir hoy.

Estoy segura que estáis deseando de empezar a conocer a los dos, pero primero os diré que yo los he probado, primero uno y luego el otro y es así como os lo voy a presenta, aunque esto no será realmente una review, ya que os voy a dar mucha más información sobre el producto si que me gustaría hablaros al final del todo de que me parecieron a mi, ya que creo que ayudará mucho a que lo veáis más claro y cercano.

Dicho esto es momento de comenzar a conocer los dos desmaquillantes maravillosos que Clinique nos ofrece, si estáis preparados ¡no esperemos más!

BÁLSAMO DESMAQUILLANTE TAKE THE DAY OFF, CLINIQUE

BALSAMO DESMAQUILLANTE TAKE THE DAY OFF, CLINIQUE

Antes de comenzar a hablar plenamente de él y conocerlo todo, me gustaría dejaros por aquí el enlace de Amazon donde lo encontraréis, completamente seguro y fiable: BÁLSAMO DESMAQUILLANTE TAKE THE DAY OFF, CLINIQUE

Si no habéis usado nunca un bálsamo desmaquillante, es conveniente que sepáis que es uno de los cosméticos clave en la doble limpieza, una técnica que nació en los países asiáticos y que cada vez se ha ido extendiendo más hasta llegar a nosotros y que hoy en día realizan muchas personas (yo incluida), ya que es de lo más completo que podemos hacer en nuestra piel a la hora de limpiarla.

Así que si sois de realizar la doble limpieza, sabréis de sobra que los bálsamos son ideales para ella y por lo tanto os encantará conocer el de Clinique, no obstante si no sois de realizar la doble limpieza también os encantará conocer este bálsamo, ya que podemos usarlo en solitario también, así que de una forma u otra esto será todo un descubrimiento.

Clinique nos asegura que su bálsamo desmaquillante será completamente eficaz a la hora de desmaquillar la piel, asegurándonos también que no se le resistirá en ningún caso el maquillaje waterproof (que alivio), además hace mucho hincapié en que será ideal para retirar el protector solar de manera efectiva sin dejar ningún tipo de restos en la cara y que todo ello lo hará gracias a su excelente transformación. Aunque veamos que a simple vista se trata de un bálsamo más bien espeso y sólido, en cuando lo ponemos en la piel se transforma en una loción mucho más líquida y con textura oleosa, es decir, un aceite.

A pesar de convertirse en aceite, Clinique destaca que no resulta en ninguno de los casos untuoso o pesado, todo lo contrario, nos asegura que se podrá extender con facilidad y llegar así de forma más rápida y fácil a todas las zonas del rostro, ya que de la otra manera al ser sólido no sería tan ligera en la piel.

También asegura que no dejará ningún tipo de sensación en la piel, como untuosidad o grasa a pesar de tratarse de un bálsamo oleoso, ni siquiera a las grasas, por lo que de primeras podemos estar tranquilos.

Ahora debemos comprobar si realmente todo eso es cierto y si vale la pena usar este cosmético, así que es momento de empezar a analizar todos sus aspectos.

Pero antes de empezar os dejo por aquí un artículo con los mejores bálsamos del mercado, para aquellos que sois amantes de estos desmaquillantes: Mejores bálsamos desmaquillantes. 

Su INCI

El INCI o lo que es lo mismo la lista de los ingredientes es lo primero que debemos tener en cuanta cuando vamos a comprar un nuevo cosmético, ya que es lo que determinará si el producto es realmente bueno o si por el contrario tiene carencias.

El INCI lo encontraremos generalmente en la parte posterior o lateral del bote o caja donde venga el producto, podemos encontrarlo en forma de lista donde están reflejados todos los ingredientes que contiene el desmaquillante, normalmente está ordenado de mayor a menor proporción, es decir, el primer ingrediente que aparece en la lista es el que más presencia tendrá en el propio producto y el último por lo tanto el que menos.

Sabiendo esto estamos preparados para conocer su INCI y poder determinar si es bueno o si contiene sustancias dañinas, para ello os dejaré la lista completa justo aquí y así vosotros podréis buscar aquellas sustancias que no conozcáis.

LISTA DE INGREDIENTES:

Ethylhexyl Palmitate, Carthamus Tinctorius (Safflower) Seed Oil, Caprylic/Capric Triglyceride, Sorbeth-30 Tetraoleate, Polyethylene, Peg-5 Glyceryl Triisostearate, Water\Aqua\Eau, Tocopherol, Phenoxyethanol

Como podéis ver su INCI es de lo más corto que hay en cosmética, aunque esto no indicada nada, ya que puede ser el más corto y estar repleto de sustancias buenas o ser el más largo y tener muchas sustancias que no son adecuadas para tratar la piel.

Los tres primeros ingredientes que nos encontramos son un éster, el aceite de cártamo y el caprílico, tres ingredientes que para la piel son adecuados y que nos aportarán beneficios, aunque por poner un pero, el Ethylhexyl Palmitate es un derivado que se extrae del aceite de palma por lo que con el medio ambiente no es muy sostenible.

Si seguimos analizando la lista nos encontramos con otros ingredientes como el Sorbeth-30 Tetraoleate que es un emulsionante en este caso también un PGE, generalmente se usa para que las demás sustancias puedan penetrar de forma más eficaz en la piel, también ayudan a cambiar el equilibrio de la hidratación de nuestra piel y la gran mayoría de las veces estas sustancias se encuentran contaminadas por otras que no son adecuadas para la piel, por lo tanto no podemos decir que sea un ingrediente de lo más bueno, sobre todo en las pieles sensibles y con problemas. Además también vemos que hay otro PGE-5 en la lista.

A continuación vemos el agua (presente en todos los cosméticos), también vitamina E y un conservantes que seguro habéis oído por toda la repercusión que ha tenido siempre por su presencia en múltiples cosméticos, el Phenoxyethanol. 

En definitiva, podemos decir que su lista de ingredientes, aunque cuenta con algunas sustancias buenas no es la mejor de todas y que sobran algunos ingredientes como por ejemplo ese tipo de conservante o los PGE.

Recipiente y precio

Aunque no nos hemos llevado la mejor impresión de todas con los ingredientes, debemos seguir analizando los demás aspectos del producto, así que ahora vamos a hablar de su envase, el formato que ha usado Clinique para conservar este bálsamo y que precio ha decidido ponerle.

En este caso, como podemos ver en la imagen anterior, el bálsamo está vertido en un tarro de plástico de un color lila con un tapón de roca de color plata, la presentación es inmejorable, por lo tanto podemos decir que la primera impresión es maravillosa gracias a su aspecto tan bonito.

Para todas aquellas personas que como a mi no os guste nada el introducir los dedos dentro del producto cada vez que vamos a usarlo, por ciertas razones, pero la principal la posible contaminación del bálsamo, no os preocupéis que hay una alternativa genial que a mi me funciona muy bien.

Tan solo tendremos que dirigirnos a una tienda de cosméticos (aunque supongo que podréis encontrarlas en otros lugares aunque no sean de cosmética específicamente) y preguntar por una espátula para poder coger el producto, de esta manera cada vez que queráis usar este bálsamo solo tendréis que introducir la espátula y cuando terminéis de usarla, limpiarla muy bien para nunca contaminar el cosmético.

Con el uso de la espátula nunca tendremos problemas ni de contaminar el producto ni de tener que estar metiendo los dedos en el tarro, por lo tanto es más higiénico y cómodo.

Su tamaño aunque no es muy grande os aseguro que cunde mucho, tiene unos 125 ml siendo ideal para llevarlo a todos sitios sin que ocupe mucho espacio. Como os he dicho cunde mucho, por lo que debéis coger poquita cantidad que como veremos a continuación, gracias a su cambio de estado al entrar en contacto con la piel es suficiente para llegar a todos lados.

Dependiendo del lugar donde lo vayamos a comprar el precio será más o menos pero siempre estará rondando los 20 euros, un precio elevado para el tamaño del tarro, por lo que debemos analizarlo muy bien antes de usarlo y así estar muy seguros de la compra y no malgastar el dinero.

La sensación en la piel

La sensación al ponerlo en la piel

La textura de un producto es lo que más adoramos si ésta es buena y agradable, pero también es lo que más detestamos si nos ofrece una sensación desagradable a la piel, por lo tanto siempre debemos buscar información antes de empezar a usar un cosmético y solo así sabremos si su textura será ideal para nosotros.

Como os he adelantado antes un poco, este bálsamo no tiene un estado normal y estático, sino que va cambiando de sólido a líquido en cuanto entra en contacto con la piel. Nuestra primera impresión al verlo es la de un bálsamo normal en estado sólido pero sin embargo cuando lo ponemos en la piel se vuelve oleoso y líquido, haciendo así mucho más sencillo el momento de extenderlo por nuestra cara y que llegue a todas las zonas.

A pesar de convertirse en un aceite, aunque no lo es del todo, no penséis que dejará la piel con sensación pegajosa, grasa o untuosa, ya que para nada es así, todo lo contrario, su textura es muy ligera, suave y cómoda de esparcir. Además cuando llega el momento de aclarar la piel, se elimina todo rápidamente sin quedar ningún tipo de restos del bálsamo en el rostro.

El aroma

La realidad es que el olor también cuenta cuando usamos un producto, ya que será el encargado del ambiente y las ganas de usar un producto. Si al desenroscar el tapón nos inunda un olor maravilloso, nuestras ganas de usarlo aumentan por momentos, por lo tanto podemos decir que sí, el olor también tiene su pequeña importancia.

En este caso tengo dos noticias, una buena para aquellos que prefieran un producto sin a penas olor, ya que este bálsamo no huele a nada y otra mala para aquellos que esperaban un aroma que inundase sus fosas nasales.

De un modo u otro, creo que es acertado el hecho de no contener olor, ya que así nos aseguramos de que nunca se convierta en un proceso pesado o que empecemos a ver ese olor como algo desagradable con el tiempo, por lo tanto Clinique ha hecho lo correcto.

Los resultados

Lo que todos estamos esperando (que para eso lo vamos a comprar), ¿es o no es efectivo a la hora de desmaquillar?

La realidad es que cuando lo usamos para desmaquillar el maquillaje normal, es decir, el de toda la vida no tendremos problema, ya que con una sola pasada del algodón vemos como lo retiramos todo sin dejar ningún resto, pero si somos de las personas que usamos el maquillaje waterproof, he de deciros que no es el desmaquillante más adecuado, ya que no es capaz de retirar el maquillaje en su totalidad y siempre va dejando restos en todas las zonas, pero sobre todo en la máscara de pestañas y los labios.

En definitiva, aunque no diría que es un desmaquillante malo para nada, si que diría que no es el más eficaz que he conocido y por el precio que tiene, debería de serlo más.

ACEITE DESMAQUILLANTE TAKE THE DAY OFF, CLINIQUE

ACEITE DESMAQUILLANTE TAKE THE DAY OFF, CLINIQUE

Antes de comenzar a hablar plenamente de él y conocerlo todo, me gustaría dejaros por aquí el enlace de Amazon donde lo encontraréis, completamente seguro y fiable: ACEITE DESMAQUILLANTE TAKE THE DAY OFF, CLINIQUE

Ya conocemos su bálsamo desmaquillante, ahora le toca el turno al aceite desmaquillante que Clinique nos ofrece. A este si que podemos catalogarlo como un aceite, porque verdaderamente lo es.

Al igual que nos dijo con el producto anterior, Clinique destaca que este aceite desmaquillante será ideal para desmaquillar todos los rostro y que además será de lo más efectivo en cuanto a retirar el maquillaje resistente, también hace hincapié en que todo ello lo conseguirá de forma que no dejará la piel grasas en ningún momento, a pesar de tratarse de un aceite. Por lo tanto es momento de eliminar de nuestro pensamientos esa errónea idea de que el desmaquillante en aceite no es adecuado para pieles grasa/mixtas.

El aceite desmaquillante es ahora mismo (desde que se descubrió su efectividad) el formato desmaquillante más efectivo en cuanto a la eliminación del maquillaje, incluido el waterproof, sin causar ningún daño en la piel ni empeorar a esta, por lo tanto estamos ante el tipo de desmaquillante más aclamado por las personas.

También es importante que sepamos que un aceite desmaquillante es un poco más ligero que un bálsamo y es por ello que también lo eligen muchas personas. Clinique nos asegura que este aceite es completamente apto para la zona de los ojos y labios, aún así yo siempre uso uno especifico para estas zonas y así no me arriesgo a posibles problemas.

Igual que en el cosmético anterior os he dejado los mejores bálsamos desmaquillantes, aquí os voy a dejar a los aceites, así podréis saber cuales son los mejores hasta el momento: Mejores aceites desmaquillantes.

Lista de ingredientes

En este caso los ingredientes son muy similares al del producto anterior, por lo tanto no hay mucho que decir en cuanto a diferencias. Sigo encontrando los mismos problemas y beneficios que en el bálsamo desmaquillante, por lo tanto no creo que en general sean cosméticos muy diferentes.

Clinique nos asegura que se trata de un producto apto para todo tipo de pieles, incluidas las más grasas, por lo que de esta manera nadie se quedará sin usarlo. También asegura que las pieles más sensibles no notarán ningún empeoramiento de la dermis ni irritaciones o aspectos parecidos.

Recipiente y precio

En este caso no se trata de un tarro por el simple hecho de ser un aceite desmaquillante, un producto mucho más líquido y ligero, por lo que como podéis ver en la imagen se trata de un bote que con un diseño muy similar, mezcla el color lila en su envase y el color plata en el tapón que protege el dosificador.

Debajo de ese tapón color plata, se encuentra un dosificador en forma de pulsador, uno de los favoritos por todo el mundo, por el simple hecho de ser el más cómodo, fácil de usar y el que no nos da la opción de desperdiciar producto, sobre todo a aquellos que como yo seáis un poco propensos a liarla.

También cuenta con un seguro que nos ayudará más aún a no desperdiciar el contenido, ya que si lo giramos se bloqueará, haciendo que por mucho que apretemos el pulsador no salga nada, de esta manera si se cae al suelo, le damos sin querer o lo aplastamos contra algo, no saldrá nada del aceite desmaquillante. En mi caso lo agradezco mucho, ya que soy de las que lo ponen todo perdido.

El bote podemos encontrarlo en diferentes tamaños, empezando por el de 125 ml, el más ideal para transportar a todos sitios y que no ocupe nada y por otro lado también encontramos el de 200 ml, que aunque también es pequeñito teniendo el cuenta lo que luego ocupa el dosificador y demás, se hace un poco más pesado el transportarlo, así que eso ya dependerá de vuestra elección.

Su precio vuelve a ser elevado, de nuevo nos cuesta el bote al rededor de 20 euros, dependiendo también un poco del tamaño y la tienda, por lo tanto es importante que estemos seguros de que será adecuado para lo que estamos buscando.

La sensación que deja en la piel

Como os he dicho en el producto anterior, la textura es importante y quien diga lo contrario no está en lo cierto, por lo tanto vamos a analizar como es la de este producto y comprobar si es buena o si no lo es.

Efectivamente, tal y como dice Clinique, a pesar de ser un aceite desmaquillante no deja ningún tipo de sensación untuosa en la piel, ni siquiera se siente pesado cuando lo ponemos, todo lo contrario, yo diría que más bien es ligero y fluido, llegando a todas las zonas del rostro y favoreciendo así al proceso de desmaquillar.

Cuando llega el momento de aclarar el rostro, al igual que el anterior, tan solo necesitamos usar abundando agua y retiraremos por completo todo el aceite desmaquillante de nuestra piel, sin dejar en ningún caso algún resto de éste.

En definitiva, la textura está muy conseguida y podemos decir que hace que la aplicación sea realmente agradable. Como consejo os diré que aprovechéis el momento de uso para haceros un pequeño masaje facial.

El aroma

El olor tampoco es diferente con respecto al bálsamo, no esperéis un olor fuerte y agradable, a pesar de que el color del envase nos pueda inducir a pensar que será así, porque la realidad es que no huele a nada.

Si acercáis mucho la nariz al aceite podréis ver que contiene algo de aroma pero es prácticamente imperceptible, por lo que no perdáis mucho el tiempo viendo a que huele.

Para mí, vuelve a ser  un aspecto positivo, ya que así nos ahorramos los olores pesados que con el tiempo se hacen realmente desagradables.

Los resultados

A diferencia del bálsamo, creo que el aceite es un poco más efectivo, ya que el desmaquillar lo realiza con más fluidez y practicidad.

Con es maquillaje waterproof es un poco más eficaz, ya que es capaz de eliminar una mayor cantidad de maquillaje y aunque a veces tienes que volver a pasar el disco de algodón, diría que lo hace realmente bien. Por lo tanto en este sentido es mejor que el bálsamo.

Mi piel es mixta y os aseguro que en ningún caso ha dejado sensaciones extrañas o desagradables, tampoco ha empeorado la producción de sebo de mi rostro ni nada por el estilo, así que en este aspecto podéis estar más que tranquilos.

Un acierto seguro: Agua micelar de Nezeni Cosmetics

Como habéis podido ver, los desmaquillantes de Clinique no han sido exactamente lo que esperábamos, al menos no lo que yo he ido buscando siempre, pero aun así lo agradezco en parte, ya que eso hizo que siguiera buscando y que me topase con el agua micelar de Nezeni Cosmetics, un producto que ha día de hoy me parece de lo más completo y efectivo para eliminar el maquillaje y cuidar de la piel a la misma vez.

Nezeni Cosmetics nació con la ilusión de hacer llegar a las personas cosméticos respetuosos con la dermis, naturales y con niveles muy bajos de conservantes, lo que nos ofrece un cuidado y un trato de lo más sano y eficiente.

A todos aquellos que sigáis buscando un producto que os llene por completo os aconsejo que la probéis porque estoy segura de que os encantará tanto como a mi.

Para finalizar

Hasta aquí hemos llegado con este artículo y la maravillosa aventura para conocer los desmaquillantes de Clinique, a todas aquellas personas que estuvieseis dudando entre si era buena idea comprarlo o no, espero que os haya ayudado y ahora tengáis las cosas más claras. En cualquiera de los casos, he disfrutado mucho compartiendo esta información con vosotros. ¡ A cuidar de la única piel que tenemos!